Diferenciados

Otra vez afuera de la apertura

Luego de conocerse la apertura de las peluquerías, otros segmentos del rubro estética, belleza y salud, plantean su inconformidad ante la diferenciación de los protocolos que hace la cartera sanitaria. Algunos plantean la posibilidad de no cumplir con el nuevo decreto y “abrir igual”.

COMPARTÍ ESTA NOTA

La resolución con fecha del 9 de octubre del Ministerio de Salud y Ambiente de Santa Cruz aprobó, con firma del ministro de Salud, Claudio García; y del secretario de Políticas Sanitarias, Ignacio Suárez Moré, “el protocolo de funcionamiento, recomendaciones e instrucciones sanitarias y de seguridad, por el término del ¨Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio¨, de peluquerías de la provincia de Santa Cruz”, motivo por el cual los establecimientos pudieron abrir sus puertas ya el mismo día sábado.

Si bien la referente de peluqueros organizados, Gabriela Turrá, comentó que al momento son alrededor de 60 las peluquerías habilitadas en Río Gallegos, lo cierto es que serían alrededor de 300 los lugares que brindan el servicio.

Según explicó la profesional en diálogo con Tiempo FM, “los protocolos no se modificaron en cuanto a lo que habíamos presentado. Nos pidieron ser muy estrictos y respetar al máximo las medidas”. El eje está puesto en la duración de los tratamientos, solo dos clientes con turno previo para evitar los tiempos de espera, tapabocas, medidas de limpieza en general y sanitización.

En los primeros recorridos realizados por nuestro medio los pasados días viernes y sábados, se observó un gran número de peluquerías cerradas, esto a pesar de la premura en poder abrir la atención. Según pudimos conocer no todos los profesionales estaban al tanto de la resolución ministerial, por lo que demoraron su apertura. En parte, esta situación se habría dado por el método de comunicación utilizado, a modo de no generar malestar en otros rubros que tambien piden la apertura. Según confirmó Turrá en la entrevista, desde la cartera productiva le informaron mediante mensajería instantánea; los titulares de centros de belleza y estéticas exponen que con intenciones de no motivar su lógico reclamo.

Los otros segmentos del rubro 

Situación muy similar a la de las peluquerías atraviesan los centros de estética, de depilación definitiva, spa, institutos de masajes, pedicuras y manicuras, entre otros segmentos del rubro belleza y salud, desde donde salieron al cruce, no de sus colegas peluqueros, sino de los funcionarios de la cartera sanitaria y de producción ante una nueva medida restrictiva para sus comercios.

Si bien desde la cartera productiva provincial explican que los protocolos de las actividades específicas los autoriza Salud, y que desde el Ministerio elevan “la propuesta para la normalización de la actividad toda”, el disgusto por parte de muchos de los rubros que han quedado afuera es por los modos de comunicación, entendiendo que “por mensaje de texto no es la forma”, esto teniendo en cuenta que son muchos los que piden una apertura de la actividad en general.  

Carina Vera, propietaria de “La Perla”, centro de estética, belleza y depilación, habló con TiempoSur, donde se manifestó, al igual que sus colegas, “muy disgustada”, ya que, según explicó, en tono con Turrá, “los llamaron informalmente, según sabemos manteniéndolo medio en silencio para que otros rubros que tenemos la necesidad de poder laburar no armemos quilombo”.

Por otro lado, dijo: “No nos informan de nada, nosotros pedimos a Fadul (Secretario de Comercio del Ministerio de Producción) y a Suárez Moré (Secretario de Estado de Políticas Sanitarias) que se acerquen a los institutos, que ven la inversión en bioseguridad y nuestros espacios” y lamentó: “Nosotros pendemos de un hilo, ya no damos más. Acá no estamos en contra de las peluquerías, pero tambien los protocolos son muy estrictos en nuestros lugares”.

Por último, remarcó: “Vamos a pedir audiencia y sino haremos como los peluqueros que directamente trabajaron sin control”. En este sentido, según pudo conocer TiempoSur, en la cartera sanitaria se piensa en una apertura progresiva como sucedió a mediados de este año, donde primero fue peluquería y después los otros rubros de este segmento, entendiendo que el corte de pelo no implica mucha exposición y la persona está a distancia, al contrario de los otros comercios donde  

hay mucho contacto y mucho tiempo. Por el momento tendrán que esperar.

COMENTÁ