Salud

¿Cuánto mate se puede tomar?

El mate es la infusión que más se consume en Argentina según el Instituto Nacional de la Yerba Mate. En nuestra región las bajas temperaturas favorecen a su consumo, pero cuánto mate se puede consumir sin afectar nuestra salud. El Dr. Luis Caro, especialista en gastroenterología, habló con Tiempo FM y dejó recomendaciones. 

La cultura del mate en Argentina está muy arraigada.
La cultura del mate en Argentina está muy arraigada.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Si hay una actividad que ha cambiado para los argentinos durante esta pandemia, por sobre todas, sin dudas, está la tradición de compartir el mate, la infusión nacional argentina. Según algunos informes en el país se consume un promedio de 100 litros de mate al año, por persona. En su justa medida, los profesionales de la salud destacan sus propiedades, aunque también puede traer sus complicaciones si el consumo es excesivo.

En diálogo con Tiempo FM, el Dr. Luis Caro, reconocido gastroenterólogo argentino, se refirió a los efectos que podrá ocasionar el alto consumo de esta infusión y explicó, en primer término, que “las personas que no tengan reflujo y acidez, o molestia similar, pueden tomar mate tranquilamente”, aunque dejó en claro que “dependerá del organismo de cada persona” y profundizó: “Si uno tiene estas molestias, por más leves que sean, si hay un exceso en el consumo del mate provocará problemas gástricos, por lo tanto, quienes tengan úlcera o colon irritable deben evitarlo, pues incrementa la sensación de malestar estomacal, porque además tiene efecto laxante”. En este sentido, deben reducir el consumo quienes tienen una patología gástrica o intestinal o por ejemplo cuando la persona tiene problemas de hipertensión. Entre las recomendaciones, el profesional dijo que “es bueno acompañar el mate con algo sólido” y además eliminar el exceso de polvo que actualmente muestra la yerba mate, aunque de no ser posible, recomienda desechar los primeros 4 a 5 mates.

 

Dr. Luis Caro

La cultura del mate en Argentina está muy arraigada, ya que además de ser el principal consumidor mundial, también es el mayor productor y exportador de la yerba, dominando el 60% del mercado mundial con su cosecha manual en las provincias de Misiones y Corrientes. Hay más de 200 marcas en el mercado. La costumbre de tomar mate todos los días (e incluso varias veces al día) está extendida por todo el territorio argentino indiferentemente de la clase social o económica de los ciudadanos. La mayoría prefiere tomarlo caliente y con bombilla, a diferencia de países como Paraguay donde suele consumirse frío (tereré). Las estadísticas también revelan que el argentino suele añadir azúcar para atenuar el característico sabor amargo de la yerba. Muchos toman mate en soledad mientras estudian o ven televisión, pero es muy común tomar mate en un grupo de amigos (una costumbre heredada de los guaraníes), práctica hoy suspendida en pandemia.

Existe la creencia popular que el consumo habitual de yerba mate provoca acidez o gastritis. De hecho, en internet aparece gran cantidad de información sobre ello y múltiples recomendaciones médicas. Sin embargo, la evidencia científica al respecto es pobre. La gastritis es una enfermedad inflamatoria en la que intervienen múltiples factores y que, de acuerdo a su evolución, puede clasificarse como aguda o crónica. “Ante las dudas y el malestar frecuente se debe consultar a un profesional”, remarcó Caro.

COMENTÁ