Opiniones

Repercusiones tras las PASO

Referentes de ambos espacios además señalaron puntualmente a una cartera que debería tener recambio.

"El Frente de Todos no existe más, porque solo funcionó como frente electoral".
COMPARTÍ ESTA NOTA

La salida de Leonardo Álvarez del Gobierno provincial podría no ser la única renuncia que acepte la gobernadora Alicia Kirchner.

Esta sangría -producto de los resultados de las PASO- debería incluir más nombres, según el diputado Juan Manuel Miñones, que integra el sector del intendente Javier Belloni.

Aunque mantiene diferencias políticas, su par Claudio Garrido, que integra el ahora bloque propio de SER Santa Cruz, apuntó a la misma cartera que debería tener un cambio de nombre: Ministerio de Desarrollo Social.

"Lo decide la Gobernadora a los cambios, pero opino que hay áreas aburguesadas, porque las decisiones hay que tomarlas con rapidez y no con lentitud", consideró Miñones en diálogo con TiempoSur.

Su espacio dentro del FDT apoyó la candidatura de Gustavo "Kaky" González, pero siempre mantuvieron diferencias con el Gobierno provincial. La más cercanas: por la pandemia y restricciones que solicitaban la flexibilización del turismo para El Calafate, la presencialidad educativa. La más lejana: el cuestionamiento justamente al ex jefe de Gabinete, Leonardo Álvarez.

"Es fácil cambiar nombres, pero, o avanzamos o seguimos igual", añadió el Legislador, pero al mismo tiempo dijo que sería bueno "que Desarrollo Social con la Ministra o el nuevo Ministro o Ministra recorra toda la provincia y esté junto a cada Municipio e Intendente para atender las necesidades que hay en cada localidad".

Sugirió que la asistencia se canalice por medio de los Intendentes. "Calculo que en el Gobierno están preocupados por esto", apuntó.

Sumó la cartera del IDUV, el cual "debe tener más presencia para construir las casas que la gente necesita, porque hay incertidumbre en la gente que espera una vivienda y cuando resolvés eso, resolvés al mismo tiempo la falta de trabajo".

En síntesis -marcó- detalló que "lo fundamental en pandemia es la inflación y el trabajo".

En cuanto al primer problema, aclaró que no se refiere a un control de precios, sino "a medidas que puedan mantener los precios de los artículos de la canasta básica para tener mínimamente alimentos, porque un trabajador cobra 20 y sube a 60 y seguimos en lo mismo".

Sin embargo, Miñones estimó que “las legislativas no afectarán el 2023".

"En eso soy optimista porque el Gobierno debe tener en cuenta lo que le señaló la comunidad en el resultado de las PASO, que fueron una señal. Tenemos la obligación como funcionarios de gestionar para la gente, sea desde la oposición como del oficialismo", precisó.

 

TS: Nunca su sector analizó irse del Frente de Todos?

M: Hay gente que opinó alinearse de otra forma. Sí, se hablaba de conformar un partido provincial. Si bien nosotros pertenecemos a un espacio que congrega gente extra partidaria, independiente y con diversos alineamientos, la gran mayoría dentro del "bellonismo" es justicialista. Entonces planteamos dar la pelea por dentro.

A mi criterio, las experiencias (por fuera) no son exitosas, y si hay un ejemplo decime cuál es.  Sucedió que en otros partidos tradicionales han salido del alineamiento de pertenencia, pero no han sido exitosos.

 

Políticas

Según Garrido no sirve el cambio de caras en el Gabinete provincial "sino el de políticas". "Se tienen que dar cuenta. Deben leer el voto de la gente y su estado de ánimo con la situación social y económica, porque parece que los funcionarios están preocupados por su interna y no en trabajar por la gente", advirtió.

También dirigió sus cuestionamientos a Desarrollo Social. "La Ministra de Desarrollo Social no creo que esté desorientada, pero nunca entendió lo que está pasando en la sociedad de Santa Cruz", disparó.

Argumentó que "cuando uno habla con la gente, tienen miedo que les corten la luz y el gas y te sacan el Plan SerSol, pero mucha gente no tiene idea como hacer un trámite, además que tienen otros problemas como poder morfar, además de que ese plan ni siquiera fue un paliativo", criticó.

Volvió a señalar que "están preocupados por sobrevivir a la interna".

"La Cámpora, Kolina y el kirchnerismo ortodoxo están tan metidos en su interna que no hay diálogo entre ellos, por ejemplo, todos reportan a su jefe político y no a su jefe superior en cada área de Gobierno", precisó.

El Diputado opinó que para el 2023 "el único que le puede ganar al kirchnerismo en Santa Cruz, es un espacio peronista que pueda convocar a todos los sectores sociales, en un espacio plural para discutir un proyecto de política en base a nuestros recursos naturales. Creo que la discusión en 2023 será entre el candidato kirchnerista y Claudio Vidal".

 

TS: ¿Cree que el Frente de Todos podría sufrir una mayor sangría de espacios?

Garrido: El Frente de Todos no existe más, porque solo funcionó como frente electoral. Los que gobiernan y conducen no supieron contener, convocar, ni discutir política con los demás sectores. En política hay que saber persuadir, tener diálogo, ser amplio, este Gobierno no lo ha tenido, ni tampoco autocrítica y está gobernado por un sector que incluye también a Belloni.

 

COMENTÁ