Argentina

Rentabilidad de las PYMES en medio de la crisis y el caos

El dato fue aportado por Leo Bilanski, presidente de Empresarios Nacionales (ENAC) Indicó que hubo un trimestre "de terror" con 3 ministros de economía. La variable que más preocupa al trabajador es la pérdida del poder adquisitivo. Piden que intervengan por los índices de interés para sacar créditos para invertir. Esperan una devaluación por goteo.

Leo Bilansk.
Leo Bilansk.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Argentina tuvo un trimestre complicado. Con tres Ministros de Economía y con la llegada de Sergio Massa a la cartera para estabilizar las finanzas del país, el sector de las Pequeñas y Medianas empresas (PYMES) se mantienen piloteando en medio de la tormenta y a pesar de eso, hay rentabilidad. De todas maneras, el sector reconoce que el más afectado hoy es el trabajador, con la pérdida del poder adquisitivo debido al índice de inflación anual. El tercer trimestre del año tras la salida del ex ministro Martín Guzmán no hizo más que generar incertidumbre.

El presidente de la Asociación de Empresarios y Empresarias Nacionales (ENAC), Leo Bilanski, fue entrevistado por el programa La Parada, que se emite en Tiempo FM 97.5, donde dio un panorama de cómo se encuentra hoy argentina y el escenario planteado desde este punto.

“Estamos publicando los resultados de la encuesta económica de la asociación al tercer trimestre del año. Los meses de julio agosto y septiembre fueron un caos. Cuando uno ve los datos del desempeño PYME en ventas, incorporación de personal, rentabilidad y endeudamiento, la performance ha sido positiva a pesar de la crisis política y económica” aclaró en primer lugar. En medio hubo una fuerte inflación e incluso un intento de asesinato de la vicepresidenta Cristina Fernández, que sumó extrema tensión en el país.

 

 

En este marco recordó que en el sector “tuvimos tres ministros de economía en ese trimestre. La salida de dos ministros productivos como Daniel Scioli y Julián Domínguez de agro industria”, remarcando que “el 83 % de las empresas tuvieron ventas razonables y eso es dos puntos mayor que el segundo trimestre de este año.” Ejemplificó que cuatro de cada diez empresas tomaron personal nuevo y con respecto a la rentabilidad hay un 47.5 %, dato que consideran positivo, algo diferenciado a la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). Los datos se obtienen a través de encuestas realizadas a 610 empresas de 21 provincias. Se trata de rubros industriales, de servicios, construcción, comercios y economías regionales, en datos que vienen siendo relevados hace siete años. “Es representativo de lo que pasa en Argentina,” señaló.

“No desconozco el trimestre del caos. No desconozco que la inflación proyectada se incrementa y llega a un 81 %. pero los propios empresarios dicen que vendieron, que hay rentabilidad. La performance fue buena. ¿Por qué? Porque la cantidad de pesos que hay en el mercado sostienen de alguna manera una dinámica comercial que nosotros sabemos cómo llevarla adelante”, aclaró el entrevistado, aunque reconoció que “para mí el perdedor es el trabajador. Hubo incrementos salariales, pero solo 1 de cada 3 superó a la inflación que marca el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

Consultado acerca del rol del Estado, explicó que no se supo acompañar a la empresa. “Las variables del Estado Nacional con una economía armónica y tranquila no se ha podido llevar adelante en esta gestión. La inflación esta desbocada, las tasas de interés acompañan la inflación. Son niveles privativos para invertir y acceder a capital de trabajo. Un banco es suicidarse para una pequeña empresa”. Prosiguió señalando que “la realidad es que Sergio Massa tenía la tarea que Argentina no caiga por el abismo. Estabamos viniendo por la banquina y podíamos desbarrancar. Hay un sistema de gobierno de contingencia”.

Ahora la expectativa de evaluación es que nueve de cada diez empresarios creen que se viene una devaluación significativa y que no será algo abrupto. “Pero el plan de estabilización va a atravesar toda la economía y la discusión es qué va a pasar con el ingreso de los trabajadores”

Consultado sobre el crecimiento del mercado informal señaló que hubo una salida de empresas del país en la última década. “Venimos perdiendo empresas. Tanto el gobierno de Mauricio Macri como el de Alberto Fernández, perdieron 40 mil empresas. No se encuentra el sendero para fortalecer la actividad productiva y del sector. Ahí está la cuestión vertebral”.

Por último, sobre el dato del bono de fin de año, explicó que el 32 % de las empresas brindó el bono para poder poner plata en el bolsillo de los trabajadores. “Cada empresa va a dar los bonos que pueda dar. Hay consumo por las fiestas y se empujan los precios para arriba. Terminamos castigando el consumo por incrementar excesivamente”.

COMENTÁ