Debe pagar $250.000

Un hombre intentó contratar un servicio sexual y ahora lo extorsionan

En la noche del jueves, un hombre denunció que es extorsionado para que pague la abultada suma de dinero para que no le pase nada. El individuo habría visto una página porno y trató de contratar un servicio de sexo. 

El personal de la Comisaría Cuarta investiga el hecho.
El personal de la Comisaría Cuarta investiga el hecho.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Todo comenzó en la noche del jueves, cuando un hombre se presentó en la Comisaría Cuarta para denunciar que una semana atrás habría ingresado a una página porno en la cual ofrecían el servicio de sexo, dando dos opciones para contactarse con mujeres. De acuerdo a la denuncia que realizó, una de las vías era a través de llamadas y la restante por WhatsApp.

El hombre, de 68 años, habría intentado comunicarse por ambas vías, pero no obtuvo respuestas, por lo cual salió de la página.

En la denuncia el damnificado comentó que ayer, cuando se encontraba en su casa recibió un mensaje de texto por la aplicación WhatsApp, donde le exigían que pagase la suma de $250.000 debido a que había molestado a una joven que trabajaba para dicho servicio. El hombre les contestó que no había sido su intención, para luego comenzar a recibir llamadas y videos en los cuales le decían que sabían dónde vivía, como además que le iba pasar algo.

Por el hecho, se dio aviso al Juzgado de Instrucción N°2, desde donde se dispuso que las investigaciones continúen a cargo del personal de la dependencia.

 

Consejos para evitar una sextorsión

 

Para evitar caer en este tipo de fraude es conveniente seguir una serie de consejos que pueden prevenir estas desagradables situaciones. Una de las principales señales que indican que el ataque es aleatorio y ha sido enviado a más personas se encuentra en la ortografía.

Por lo general, este tipo de mensajes contiene errores gramaticales al traducirse de manera automática con alguna aplicación. Además de esto, también es posible encontrarse con contradicciones como que se asegure que el mensaje se borrará una vez que se haya pagado el rescate, algo que es «sencillamente imposible», tal y como explican desde Panda Security.

Eso sí, a pesar de estas recomendaciones, se puede dar el caso de que estos ciberdelincuentes sí tengan imágenes o videos con las que realizar un chantaje real.

En este tipo de situaciones lo principal es acudir a la policía de inmediato y «hacer caso omiso a las condiciones que planteen los atacantes», tal y como advierten desde esta compañía especializada en seguridad.

COMENTÁ