Sobre el proyecto de Encuentro Ciudadano

Prohibir los casinos “es una medida extrema” y puede provocar el juego clandestino

El diputado por el Pueblo de 28 de Noviembre, Ariel Garay, además sostuvo que las casas de juego de azar ”generan puestos laborales”.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Ariel Garay será candidato a Intendente de 28 de Noviembre y de ganar relevará a su padre Hugo Garay, quien asumirá su banca el 10 de diciembre.

La victoria obtenida hace una semana, podría ayudar a recuperar las cinco intendencias que perdió el oficialismo en 2015.

“Podríamos recuperarlas, pero también  recuperamos las diputaciones por el Pueblo que estaban en mano de la oposición, y creo que volvería el trabajo como fue Nación-Provincia-Municipios y de las equivocaciones que cometimos, debemos aprender”, señaló, ya que el electorado les otorgó una “nueva oportunidad”.

“Tenemos vasta experiencia para sacar adelante la comuna y la provincia y así en cuatro potenciar las localidades”,  precisó.

Al definir qué faltó resolver, apuntó a las obras que fueron finalizadas para “dejarlas funcionando” como fue la Usina para la Cuenca Carbonífera. “Sino sucederá lo que pasó después, que hubo miles de despidos en YCRT, paralización de las obras, a esos errores me refiero”.

Recordó que “en 2015 la gente les dio una posibilidad” a la oposición, pero “no pasó nada”. “Vemos lo que sucedió con las gestiones de Caleta Olivia y Río Gallegos, no crecieron, y la comunidad se dio cuenta. No lo supieron aprovechar. Nosotros tuvimos errores, pero trabajamos para la clase trabajadora, lo que no le importó a este gobierno nacional”, advirtió.

Sobre los resultados en la Cuenca Carbonífera en donde Javier Belloni ganó en 28 y perdió por muy pocos frente a Alicia Kirchner, Garay estimó que “quizás los vecinos vieron la realidad de El Calafate y apoyaron a Belloni”, aunque destacó que de igual manera “estaba dentro del Frente de Todos”.

“Nosotros militamos para Alicia Kirchner y los resultados están puestos”, remarcó.

 

Sin casinos

Para el Diputado es una “medida extrema”, el proyecto de la diputada Gabriela Mestelán que busca prohibir los “Casinos, Bingos, Salas de Juego y/o espacios con máquinas tragamonedas y/o slots y toda otra sala de juegos de azar”, según detalló la iniciativa presentada el jueves en la legislatura y que fue girada a comisiones.

“No estoy de acuerdo con eliminarlos, porque además trae otros beneficios, como puestos de trabajo”, afirmó a TiempoSur el legislador de cuya localidad se encuentran cercanos dos Casinos, el de El Calafate y de Puerto Natales.

Hay gente que le gusta la lotería, los juegos de azar, las rifas, etc. Por eso creo que sería más conveniente  hacer un estudio profundo, para ver de qué manera pueden beneficiar más a la provincia,  pero no es la solución eliminar los casinos” apuntó y resaltó que más aun en el contexto “en el cual la legisladora  dentro de meses deja la banca, por lo que debería analizarse aun más”.

En cuanto a los impuestos que abonan las casas de juego, estimó que una posibilidad sería incrementarlos.

Incluso Garay consideró que la prohibición podría conllevar al juego clandestino. “Podría llevar a la clandestinidad y eso sería peor, además de que seguirá existiendo el juego. Mejor es que esté regulado y controlado por el Estado”, marcó.