Insólito

Un pastor intentó imitar la resurrección de Jesús: murió tras ser enterrado vivo

La idea, como se narraba en la Biblia, era que el pastor de Zambia, África, “volvería a la vida a los tres días, como Jesús”, pero la realidad fue otra.

COMPARTÍ ESTA NOTA

James Sakara, de 22 años, era un pastor de la iglesia Sion, una congregación cristiana de Zambia en África. Sakara quería demostrar a los feligreses que tenía la capacidad de emular la resurrección de Jesucristo, pidiendo que lo enterraran vivo en el suelo. Y murió ahogado ante la conmoción de sus seguidores.

La idea, como se narraba en la Biblia, era que el pastor “volvería a la vida a los tres días, como Jesús”, pero la realidad fue otra.

 

La mayoría de los miembros de la congregación se mostraron reacios a dejar que siguiera adelante con la idea, y mucho menos a ayudarlo, pero finalmente, tres hombres aceptaron el reto de Sakara.

De esta forma, consiguió que los miembros de la Iglesia lo ayudaran cavando una tumba no muy profunda, atando sus manos y finalmente enterrándolo vivo.

Tras 72 horas, los miembros de la iglesia procedieron a desenterrarlo, encontrando que su líder muerto.

COMENTÁ