UNPA

Santa Cruz participó del 1° Congreso Internacional del Observatorio Gitano

El Encuentro contó con la participación de educadores y educadoras del pueblo gitano.

La poca hetereogeneidad en los ámbitos escolares impide la correcta escolarización de los niños gitanos.
La poca hetereogeneidad en los ámbitos escolares impide la correcta escolarización de los niños gitanos.
COMPARTÍ ESTA NOTA

El día jueves 6 de octubre, se llevó a cabo –de forma híbrida- el 1°Congreso Internacional del Observatorio Gitano. La jornada contó con la participación de docentes de la UNPA de Río Gallegos y, durante la misma, se abordaron una serie de ejes relacionados a la educación, los estigmas y la visibilización del pueblo gitano.

 

Isabel Ampuero, historiadora y profesora univesitaria de la UNPA, dialogó con TiempoSur y señaló que “desde la UNPA nosotros venimos acompañando actividades del pueblo gitano –oficialmente- desde del año 2019. En el año 2020, en conjunto con el Observatorio Gitano, acompañamos la realización del Primer Congreso Internacional del Observatorio Gitano, siendo el tercero que el Observatorio organizó junto al Ministerio de Educación y la Secretaría de Derechos Humanos. Fue muy importante para nosotros poder participar”.

“Hubo experiencias educativas de distintos niveles ya que hubo jardines de infantes, escuelas primarias y educación pastoral, todas aquellas relacionadas al pueblo gitano. Estuvo muy bueno que se haya podido realizar en forma presencial y, particularmente, que se haya realizado en las instalaciones del Ministerio de Educación de la Nación ya que el reclamo fundamental del pueblo gitano del día de hoy, es ser parte de esa currícula de contenidos y de la edición de la educación intercultural”, añadió Ampuero.

Experiencias

Al referirse a las distintas experiencias compartidas durante el encuentro, la historiadora señaló que “todas son muy diferentes y responden a los distintos contextos y a la diversidad que hoy tiene el pueblo gitano en todo el país. No es lo mismo en el norte en donde estamos hablando de una comunidad gitana que todavía es nómade y vive en carpas y en donde hay un fuerte trabajo de la pastoral migratoria”.

“También estuvo Santa Cruz con la modalidad de educación intercultural bilingüe, de la cual yo siempre resalto que es la única modalidad en la Argentina que tiene un acompañamiento a las trayectorias escolares de los niños y niñas gitanos. Ese paso importante que nos da Santa Cruz a quienes acompañamos al Observatorio Gitano, la cual esperamos que se replique y se contagie a las otras modalidades de educación intercultural del país”, remarcó.

 

Ampuero explicó que, durante el evento, también se trataron las dificultades que se le presentan al pueblo gitano al momento de insertarse en el sistema educativo y señaló que “la mayoría de los niños pequeños se escolarizan, pero lo que sucede es que en algunos lugares acuden menos y en otros más. Esto tiene que ver con muchas cuestiones, algunas en relación a no poner en relevancia la importancia de la escolarización pero, fundamentalmente, tiene que ver con aquellas escuelas que todavía siguen buscando esa homogeneidad o buscando esos parámetros propios de un modelo de educación que se supone que hemos superado en este país pero, evidentemente, en las prácticas no y aún se busca imponer esta homogeneidad cultural en donde no respetan la lengua ni dejan que los niños se expresen en su lengua, ya que a veces llegan niños que son básicamente monolingües porque hablan la lengua romaní en sus hogares”, puntualizó la profesora.

“Los estereotipos priman en el pueblo gitano y están presentes en la sociedad y en la escuela. El mostrar estas experiencias educativas de los distintos niveles va demostrando distintas realidades que son muy valiosas para dar cuenta de que el punto de partida siempre es ese, el problema viene a ser la vigencia de esos estereotipos que son los que el sistema educativo busca erradicar”, finalizó.

COMENTÁ