División de Investigaciones

Piezas arqueológicas recuperadas eran vendidas en Catamarca

Ayer se conocieron más detalles de cómo inició la investigación, que derivó en que el personal de la División de Investigaciones de Pico Truncado -en un trabajo en conjunto con la dirección nacional de Patrimonio Cultural de la provincia de Santa Cruz, en colaboración con la Justicia Federal de la provincia de Catamarca- recuperaran 90 piezas arqueológicas entre puntas de lanza, cuchillos bifaciales, raederas, percutores y boleadoras de 15 mil años de antigüedad aproximadamente.

Elementos recuperados durante el fin de semana por la DDI de Pico Truncado.
Elementos recuperados durante el fin de semana por la DDI de Pico Truncado.
COMPARTÍ ESTA NOTA

La causa había comenzado a ser investigada por la Fiscalía de Belén tras una denuncia realizada luego de advertirse que en un grupo de compra venta de la provincia de Catamarca se ofrecían piezas arqueológicas. De averiguaciones surgió que la persona que las ofrecía tenía un familiar en el sur argentino con residencia en Pico Truncado, Santa Cruz, quien las había levantado para venderlas. Las piezas fueron entregadas a un museo local.

Cabe señalar que esta no es la primera vez que en la provincia norteña detienen a una persona por vender elementos arqueológicos.

La semana pasada, el director del Museo Arqueológico de Andalgalá, David Álvarez Candal, denunció que personas desconocidas ofrecían a la venta por Internet piezas arqueológicas.

Fuentes judiciales consultadas informaron que el lunes a la noche, Álvarez Candal se presentó en la comisaría departamental de la "Perla del Oeste" para radicar la denuncia penal tras tomar conocimiento que en Facebook se ofrecían a la venta los mencionados elementos.

Según la denuncia, las piezas eran ofrecidas en el grupo "Compra y venta Andalgalá", bajo el título "originales hermosas reliquias". De acuerdo a la denuncia, los elementos que se ofrecen son diversas puntas de flechas indígenas.

Las actuaciones fueron giradas a la Fiscalía de la Segunda Circunscripción en feria para que investigue lo sucedido.

A fines de mayo se conoció el caso de un maquinista de Pomán que pedía 15 mil pesos por la venta de una piedra tallada que pertenecía a la cultura Aguada.

El elemento que tendría entre 600 y 1000 años de antigüedad era ofrecido por Facebook.

Un vecino radicó la denuncia penal y se le dio intervención a la División Ciberdelitos y a la División Investigaciones.

El hombre advirtió que el objeto de piedra era ofrecido en venta a través de Facebook y que dio a conocer el hecho a autoridades del Museo de Andalgalá.

En un procedimiento realizado en el barrio Villa Cubas se logró localizar la pieza arqueológica. El vendedor dijo que desconocía de la prohibición de la venta. (Fuentes: TiempoSur y El Ancasti)

COMENTÁ