Lolypop

Explotación en el negocio de los galgueros

Inés Sánchez, referente de PGA (Proyecto Galgo Argentina), explicó la crueldad detrás de estas competencias, que a pesar de estar penalizadas por la Ley 27.330 se siguen realizando de manera clandestina.

Proyecto Galgo Argentina fue la organización que por años promovió el proyecto que se convirtió en la Ley 27.330.
Proyecto Galgo Argentina fue la organización que por años promovió el proyecto que se convirtió en la Ley 27.330.
COMPARTÍ ESTA NOTA

P: ¿Les llegaron imágenes sobre la carrera de Caleta Olivia?

R: Nos llegaron imágenes, pedidos de ayuda de personas diciéndonos que hubo una carrera de perros. Silvina Sotomayor, secretaria de Medio Ambiente del municipio de Caleta Olivia, los vio correr, llamó a la policía, al jefe del Regional Norte, Comisario Mayor Rodríguez, pero llegaron dos horas después cuando el delito estaba consumado y el último galguero se estaba yendo y ni los pararon.

 

P: ¿Cómo se logró prohibir las carreras?

R: La sociedad dejó de estar de acuerdo con esto. A medida que íbamos mostrando cómo los encerraban, los entrenaban en cintas para correr o atados a una moto o camioneta, que se los droga con metanfetaminas, arsénico, estricnina, cafeína, cocaína líquida con vitamina B??. Antes de la ley en los canódromos después de todo el cóctel, caían muertos.

 

P: ¿Cuál es la motivación de PGA?

R: Queremos el fin del negocio galguero (…) Estamos en contra de que los usen, que los exploten. Ellos no deciden correr, esto no es ningún deporte según la Confederación Argentina de Deportes porque no interviene la habilidad humana. Solo hay 7 países a nivel mundial que tienen las carreras legalizadas. La sociedad va evolucionando y ha dicho no a la crueldad de las carreras.

COMENTÁ