Coronavirus

El “Día del Amigo”: Foco de contagio, qué sucedió en 2020 y el pueblo que tuvo un brote y no quiere juntadas

Hace un año, con un contexto diferente, las reuniones sociales y familiares fueron prohibidas en Santa Cruz. Lago Pasadas, que padeció un brote del virus con 10% de la población contagiada, controlará y, aunque no está prohibido, recomiendan que no haya encuentros. El 90% está vacunado.  

COMPARTÍ ESTA NOTA

En Santa Cruz, siete localidades se encuentran clasificadas como Riesgo Bajo (verde) y ocho como Riesgo Medio (naranja) según el Semáforo Epidemiológico que actualiza el Ministerio de Salud provincial todas las semanas.

Los contagios, como publicó TiempoSur, disminuyeron considerablemente en el último mes, luego de un brote que hubo durante el mes de mayo.

Las medidas para evitar contagios en ambos grupos incluyen la restricción de circulación de 01:00 a 07:00 y “se recomienda”, pero no prohíbe, la realización de reuniones sociales en viviendas particulares que superen las 10 personas “por constituir ello una de las principales fuentes de contagio de COVID-19”, destaca Salud.

El contexto actual -con el inicio del receso invernal- favorece las reuniones de todo tipo, pese a que avanza la vacunación en la provincia.

Se advirtió repetitivamente que estar vacunado no impide el contagio. Pero tampoco se conoce fehacientemente la reacción de cada persona ante un contagio con cualquiera de las variables que circulan en la provincia.

Una dosis impide el transito del virus en una Unidad de Terapia Intensiva, aunque los expertos remarcan la importancia de completar el esquema con la segunda dosis.

Más aún con la inminente llegada de la variable Delta, mucho más contagiosa que las demás cepas (Británica, Manaos, Andina).

Por ello el Gobierno nacional desalentó el turismo en época invernal y en Santa Cruz se alentó el turismo, pero solo el provincial, con diversos requisitos para los visitantes de afuera de la provincia, como es el hisopado a partir de los 10 años de edad.

El año pasado, el 19 de julio en víspera del “Día del Amigo”, con un contexto totalmente diferente, sin vacunas y cuando el brote recién comenzaba en Santa Cruz, la gobernadora Alicia Kirchner anunció la firma del Decreto 861/20.

Fue un día domingo, en el cual la normativa limitó la circulación, redujo horarios comerciales y se prohibieron durante 14 días las reuniones familiares y sociales como así también el uso de espacios públicos, la suspensión del funcionamiento de casinos y salas de juegos; y se dispensó de asistir a los lugares de trabajo al personal de la administración pública.

Obviamente esto buscaba cortar la cadena de contagios.

 

Un ejemplo claro

A mediados de mayo, el pequeño pueblo de Lago Posadas, con poco más de 500 habitantes, padeció un brote por COVID-19 luego de una reunión realizada en un salón de fiestas. El resultado: El 10% de la población, como minino, se contagió.

El COE de esta Comisión de Fomento decidió volver a Fase 1. Fue el único pueblo en esta fase restrictiva en la provincia.

Dos meses después, los casos disminuyeron, aumentó la vacunación, pero Mónica Sánchez, presidenta de la Comisión de Fomento, espera que no haya más reuniones el próximo martes 20 de julio. 

Esto pese a que el pueblo vacunó al 90% de la población, con un 47% que recibieron una dosis y 43% dos dosis. No lograron el efecto rebaño, para el cual debería contar el 90% con dos dosis. (Ver recuadro).

“Con las reuniones, pido a la gente que las evitemos, porque nosotros tuvimos días atrás el caso de un chico, trabajador de una minera que hizo un asado con su familia, no hubo contagios, pero él era positivo. Así que esto (un brote) puede volver a pasar”, contó Sánchez a TiempoSur.

El joven -incluso- tenía un PCR negativo, ingresó a Lago Posadas, porque allí residen sus padres y en realidad era positivo.

“Alrededor de 20 aislados hubo. No tuvimos brote y por eso esto nos tiene que hacer reflexionar. Si podemos evitar juntarnos, mejor, porque nadie se va a morir por no juntarse y ya vendrán años en los que podamos juntarnos y festejar el Día del Amigo”, remarcó.

 

TS: ¿Cree que los habitantes cumplirán y no habrá reuniones?

Sánchez: En la medida que se pueda, trataremos de hacerlo cumplir. Trabajamos en conjunto con el Comisario Ruiz en distintas recorridas, si bien no está prohibido reunirse.

Nosotros llamamos la atención e insistimos con el uso del barbijo en espacios públicos, reanudamos las actividades deportivas y culturales, y vemos que por ahí los niños tienen más conciencia que nosotros. Cuando se realizan las actividades, se cumplen los protocolos y la gente no termina contagiada. Es fundamental que nos cuidemos entre todos, porque los niños y adolescentes necesitan estas actividades y las tenemos que sostener en el tiempo con el cuidado.

Hago mucho hincapié en que podemos estar vacunados, pero que no debemos relajarnos, porque la vacuna no impide el contagio. Además están surgiendo nuevas cepas y no sabemos cómo puede reaccionar una persona aun vacunada. Esto es algo nuevo para nosotros y hay que prevenir para cuidarnos.

 

10%

En la estadística que lleva adelante el COE de Lago Posadas, existe un 10% de personas no vacunadas, aunque muchas de ellas no significan que no pudieron acceder a la inoculación de ampollas, sino que no quieren vacunarse.

COMENTÁ