Barrio 499

Avances por el CIC y el reclamo por falta de luz

Luego del reclamo, la junta vecinal trabajó en conjunto con el Ministerio de Desarrollo Social para garantizar los servicios que se ofrecían en el lugar. Ahora la vista está puesta sobre las luminarias que no funcionan en los pasajes del sector.

Avanzan gestiones para el barrio.
Avanzan gestiones para el barrio.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Uno de los reclamos que iniciaron semanas atrás los vecinos del barrio 499 tiene que ver con el edificio cerrado del Centro Integrador Comunitario. El CIC “Eva Perón” se encuentra cerrado desde hace meses por diferentes circunstancias y la llegada de la pandemia no hizo más que retrasar todo. De todas maneras, actualmente los servicios que se ofrecen en el lugar están siendo gestionados con la Junta Vecinal y los vecinos pueden contar con ellos. De todas maneras aquellas actividades que se realizaban de manera presencial en el lugar –como ser los talleres- deberán esperar un poco más. “Gracias a Dios, tuvimos una respuesta rápida y buena, de lo que es Desarrollo. Nos reunimos con la Directora y estamos articulando con los pedidos de la gente, los problemas de luz y gas”, indicó Claudio Anakin, titular de la Junta Vecinal en diálogo con este medio.

“Está todo bien, la asistencia con los víveres. Por el momento está complicado abrir las puertas, pero se avanza de a poco. Esperamos que pronto tengamos las puertas abiertas, pero la comunicación con Desarrollo es buena. Pasamos los casos y trabajamos. Está todo garantizado, salvo las reuniones que se realizaban allá”.

En este marco este medio consultó cuáles eran las causas por las que el edificio se mantuvo cerrado, sufriendo en reiteradas ocasiones hechos de vandalismo.

“El edificio tenía varios problemas edilicios, que fueron decayendo. Nos agarró la pandemia y tienen poco personal, trabajando en distintos CICs de la ciudad.

Lo bueno es que ya podemos trabajar en conjunto”, remarcó.

Por otra parte uno de los problemas que vienen teniendo los vecinos del lugar –y que se mantiene durante años- tiene que ver con la falta de luz en el lugar. Hay varios de ellos que están completamente a oscuras desde las primeras horas de la tarde. “Nosotros hicimos los reclamos, estamos con la junta vecinal haciendo el relevamiento, para presentar todo, vamos a gestionar para que nos cambien las luminarias. Que nos arreglen los postes que están complicados, estamos a la espera”.

En este marco, otro de los vecinos del sector puntualizó remarcando que “es preocupante porque en el barrio no solamente tenemos que preocuparnos por los hechos de inseguridad, sino también por ejemplo la cantidad de perros sueltos. Caminar los pasajes o transitar las calles a oscuras no hace más que generar una preocupación en nosotros y esperamos que se normalice la situación lo más pronto posible”.

En este marco, remarcó que “en esta época invernal donde el día es más corto y la noche llega cerca de las 18:00, es necesario que podamos contar con los pasajes iluminados”.

Sede vecinal

Uno de los logros que tuvo la Junta Vecinal y los ciudadanos que residen en el sector es la Sede, ubicada detrás del gimnasio 17 de Octubre. La misma fue inaugurada meses atrás en un acto junto al intendente Pablo Grasso, pero debido a la situación sanitaria no estuvo abierta al público. Pero tal como sucedió en el CIC, sí fue víctima de varios actos vandálicos.

“Nuestra sede fue vandalizada, gracias a Natalia Quiroz de Obras Públicas, vamos a poder contar con ella una vez más. Nos cambiaron los vidrios, esperamos abrir las puertas. Más que contentos por ese logro”.

La nueva sede está ubicada sobre calle Obispo Enrique Angelelli, entre calles Pto. Santa Cruz y Santo Domingo Savio. El predio tiene una configuración regular, con una superficie total de 220,00 m2. donde se construyó un edificio de concepto abierto para actividades, un sector de baños hombre y mujer, y sector de cocina con fogón.

COMENTÁ