Automovilismo

Renunció el Presidente de la AVRT y quedó al frente el Vice

El trajín de los últimos años,  llevó al Presidente de la AVRT, Fabián Gómez, a decir basta. 

“Fruti” Gómez, hace no mucho, trabajando en el circuito.
“Fruti” Gómez, hace no mucho, trabajando en el circuito.
COMPARTÍ ESTA NOTA

En noviembre pasado, la Asociación de Volantes de Río Turbio debía haber llamado a sus socios a celebrar la asamblea general. Cuando llegó el momento, los dirigentes se comunicaron con la Inspección General de Justicia para saber cómo hacerlo en los tiempos de entonces. De pandemia, claro. Fue la propia entidad encargada de fiscalizar y controlar la vida institucional de las asociaciones la que le negó la posibilidad de aprobar los balances y renovar autoridades, reprogramando la fecha para hacerlo. La nueva pasó entonces para mayo de este año. Hace unos días nomás, otra vez, los dirigentes de la AVRT se comunicaron con la IGJ para ver si ahora sí estaban dadas las condiciones para realizar la bendita asamblea. Fue el organismo estatal el que le volvió a negar la posibilidad de celebrar la misma y pateó nuevamente la fecha para más adelante. El trajín de los últimos años, sumado a este “manoseo” administrativo, llevó al Presidente de la AVRT a decir basta. A la decisión la venía masticando hace mucho ya Fabián Gómez. Todo este último tiempo no hizo más que darle la posibilidad de analizarla bien. Siempre, para “Fruti”, el resultado fue el mismo. Era tiempo para él, de un cambio. El fin de semana la AVRT sorprendió a todos con una publicación en su cuenta de Facebook. La misma citaba a la Comisión Directiva toda a una reunión en la sede de Motoqueros. Finalmente esta se concretó el pasado lunes. Los que participaron, se desayunaron en el lugar de la decisión de Gómez. Indeclinable, esta. “Fruti” renunció a su cargo, asumiendo en su lugar quien hasta ese momento fuera su vice. El también incansable colaborador Néstor Pereria. Acerca de los motivos que motivaron a Gómez a dejar el cargo, fue el propio protagonista quien lo aclaró. “Era algo que tenía pensado desde el año pasado. Más precisamente en noviembre, cuando cumplimos el mandato. Por entonces ya veía la necesidad una renovación en la AVRT. La mía es una decisión tomada. Me costó pero ya no hay vuelta atrás. Voy a seguir apoyando desde otro lugar porque me gusta el automovilismo. Estoy conforme con el apoyo que tuve, incluso de gente de la que nunca pensé que lo iba a tener”, dijo. 

COMENTÁ