Bahía Blanca

La casa del horror: Los acusados denuncian maltratos y amenazas

Los hermanos Benítez fueron trasladados a un penal tras presentar un habeas corpus para no quedar alojados en una comisaría. Están acusados de coautores de los delitos de privación ilegitima de la libertad y tentativa de femicidio con dolo eventual en dos casos.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Los investigadores del caso de los hermanos Benítez siguen minuto a minuto la evolución de las dos víctimas para poder tomarles declaración y así robustecer la acusación contra ambos jóvenes y su madre. En tanto, los acusados fueron derivados a un penal luego de que su abogado presentara una habeas corpus por presuntos maltratos y amenazas.

Los testimonios de Aldana García (18) y de Andrea Santa Cruz (23) son fundamentales para contar el calvario que sufrieron durante entre 2 y 4 meses en la casa de Güemes 3727 del Barrio SMATA. donde permanecieron cautivas.

Mientras Aldana ya está en sala común del hospital José Penna y mejora en su estado de salud, la situación más complicada la enfrenta Andrea, que aún no pudo dejar la unidad de cuidados intensivos del hospital municipal. En la mañana del jueves, los médicos a cargo informaron que sigue siendo sometida a hemodiálisis debido a la insuficiencia renal que la afecta.

Además presenta una herida en el muslo derecho, que está siendo seguida de cerca por el equipo del hospital Leónidas Lucero. La declaración de ambas es clave para concretar la acusación de abuso sexual que, al ser un delito de instancia privada, precisa del testimonio de las víctimas para avanzar en la instrucción.

Mientras tanto, Fernando y Leonardo Benítez esperan que se resuelva su situación procesal en la Unidad Penal 4 de Villa Floresta de Bahía Blanca. Fueron trasladados por disposición del juez de Garantías Guillermo Mercuri quien los entrevistó en audiencia. Allí los hermanos manifestaron no querían pasar la noche en celdas de comisarías debido a que ya habían recibido maltrato y amenazas. Su abogado presentó un habeas corpus para que no quedaran allí. En Bahía Blanca, hay una sola seccional la Primera, en condiciones de recibir procesados y se evaluó enviarlos a la comisaría de Carmen de Patagones, a 280 kilómetros. Finalmente, recalaron en la unidad penal bahiense.

En tanto la madre de ambos, María Esther Llanos, fue trasladada a primera hora de la mañana hacia Junín. La mujer había pasado la noche en la comisaría Sexta de Villa Rosas en Bahía Blanca y mediante un habeas corpus presentado por el defensor oficial, se logró cupo en la Unidad 13 del Servicio Penitenciario bonaerense de esa ciudad del norte provincial.

Por el momento la acusación que pesa sobre los Benítez es la de coautores de los delitos de privación ilegitima de la libertad y tentativa de femicidio con dolo eventual en dos casos.

En la Unidad Funcional de Instrucción Judicial 3 dicen tener acreditados ambos delitos agravados y esperan avanzar, en cuanto las víctimas puedan declarar, con la acusación de abuso sexual y otros delitos conexos. (Fuente: Clarín)

 

 

 

Temas
COMENTÁ