Coronavirus a fin de año

Los internados en terapia que no se quisieron vacunar

El Dr. Alejandro Avakian, médico Clínico y especialista en Medicina Interna, señaló que se percibirá la suba de contagios en la provincia “pero el asunto es qué pasa con los que se contagian y no están vacunados”. Según la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva (SATI) el 48% de las personas infectadas e internadas en salas de cuidados intensivos no está vacunada y el 13% sólo cuenta con una dosis.

Tenemos que asumir que vamos a convivir con variantes más contagiosas.
Tenemos que asumir que vamos a convivir con variantes más contagiosas.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Como publicó TiempoSur, de manera lenta pero sostenida, los contagios aumentan en Santa Cruz desde las últimas dos semanas, teniendo en cuenta que, en los 14 días previos, los casos sumaban solo 5 en toda la provincia, aunque luego se incrementó hasta 46.

Pese a ser baja la cifra, coincide con lo que sucede a nivel nacional. Ayer nuevamente una cifra que marcó la diferencia: se registraron 31 muertes y 4.819 nuevos contagios de coronavirus, la cifra más alta desde el 1 de septiembre, día en que se anunciaron 4.653 contagios 5.328 contagios.

Al mismo tiempo avanza la vacunación de terceras dosis en todo el país, aunque el porcentaje es bajo por el momento.

“Estamos en presencia de un incremento de los casos y debemos estar atentos a la cepa que produce ese incremento. Sabemos que los casos por ahora en Córdoba son en su mayoría de Ómicron”, dijo el Dr. Alejandro Avakian, médico Clínico y especialista en Medicina Interna.

El aumento de casos es “esperable”, tanto de Delta como de Ómicron, y si bien esta última variante no llegó a la provincia ni se esparció por todo el país, marcó que será predominante en el mundo por el sólo hecho ser más contagiosa. “Acá vamos a percibir ese incremento, pero el asunto es qué pasa con los que se contagian y no están vacunados”, planteó.

Todos los especialistas, expertos y médicos recalcan la importancia de estar vacunados por la protección que otorgan para que no haya un tránsito grave de la infección. “Tener la mayor cantidad de la población vacunada posible es la mejor defensa ante esta nueva cepa o cuanta nueva cepa aparezca”, insistió.

En el panorama actual no existen mayores controles al haber una apertura de la mayoría de las actividades. Avakian indicó que los eventos masivos representan un “peligro epidemiológico”.

Desde el 1 de enero estará vigente el Pase sanitario, que será un requisito indispensable para determinadas actividades, como la asistencia eventos multitudinarios. Otra variable, es que existe mayor tránsito entre provincias que se acrecentará a medida que lleguen las fiestas de fin de año.

“Hay aumento de casos por eso no sorprendería esa suba sea mayor en los próximos días o semanas debido a la capacidad de estas variantes”, expresó, y agregó que las variantes virales tienen la característica en donde la dominarte, es la que “más fácil se contagia”.

“La gente se va contagiar y también si estas vacunado, pero por eso también es necesario tener una buena defensa, que la logras si tenés las tres dosis, y es por eso que se esta apurando el mecanismo para aplicarla, sobre todo a los que fueron vacunados con Sinopharm y los inmunocomprometidos”.

La combinación de vacunas, recordó, aunque nació como un recurso de necesidad ante el faltante de las mismas dosis que se aplicaron primero, como Sputnik V – que se combina con Moderna en nuestro país- termino “generando muy buena inmunidad” e incluso mayor que dosis de la vacuna original.

“Tenemos que asumir que vamos a convivir con variantes más contagiosas. Los virus mutan para ser más contagiosas, pero no son más letales. No siempre significa que será peor, porque este virus mutó mucho y es más contagioso, pero tiene menos capacidad de matar”, expuso.

Es por eso que se refirió a los que no quieren vacunarse o que sólo se aplicaron una dosis. “Con cada paciente que no quiere vacunarse entablo un pequeño debate, porque los argumentos en contra de la vacunación son imposibles de sostener, y se advierte mucho más con la realidad de los números porque las vacunas cambiaron la pandemia, y eso es notable”, recalcó.

 

No vacunados en terapia

El 48% de las personas con coronavirus internadas en salas de cuidados intensivos no está vacunada y el 13% sólo cuenta con una dosis, según resultados de un relevamiento realizado por la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva (SATI) el 13 de diciembre en 102 centros de distintas ciudades del país que concluyó que hasta el momento “la ocupación se mantiene estable”.

La encuesta publicada ayer por Télam, incluyó la participación en forma voluntaria de 102 Unidades de Terapia Intensiva (UTI) tanto públicas como privadas que representan un total de 1.514 camas.

En promedio, el trabajo encontró una ocupación del 68% de las camas, de las cuales sólo el 4,4% era de personas con Covid-19 (66 pacientes).

De este universo de 66 pacientes, el 63% requirió asistencia respiratoria mecánica, con una edad promedio de 60 años.

Sólo uno de estos pacientes tenía las tres dosis de las vacunas (1,7%); 22 tenían las dos dosis (36%); ocho tenían una sola dosis (13%) y 29 pacientes estaban sin vacunar (48%).

“Esto muestra un 61% de vacunación incompleta o nula”, describió el informe y añadió que “en los 66 pacientes con Covid-19 se observó 9 pacientes (13%) inmunosuprimidos”.

Finalmente, la sociedad científica recordó que el informe es sólo “una muestra, que no reemplaza a las estadísticas oficiales”.

COMENTÁ