Río Gallegos

Nueva Ministra de Economía: incertidumbre, problema político y las tarifas

La oposición coincidió en que el problema, mas allá de económico, es político dentro del frente oficialista.      

“Cuando está definido el rumbo, no importa quién es Ministro de Economía”
“Cuando está definido el rumbo, no importa quién es Ministro de Economía”
COMPARTÍ ESTA NOTA

La ministra de Economía, Silvina Batakis, comenzó ayer su gestión al frente de la cartera que dejó de manera intempestiva Martín Guzmán.

Se reunió con autoridades del Banco Central y con el propio Guzmán para que la transición sea lo mejor posible y “articular agendas de trabajo” y recibir la información clave de las distintas políticas impulsadas desde esta cartera, publicó la agencia oficial Télam.

Pero a pesar de su asunción, hubo un cimbronazo por la renuncia del funcionario clave de la actividad económica del país, con suba del dólar y una mayor demanda en la moneda extranjera en las diferentes entidades bancarias. También algunos productos no tenían precios, por lo que no se vendían, y otros aumentaron debido a una palabra muy pronunciada en los diferentes sectores de la sociedad: incertidumbre.

 

Es el mismo sentir que marcaron referentes de la oposición en Santa Cruz.

“El problema es la incertidumbre. Hay una crisis política que no acompaña a ningún nombre que pongan” en Economía, sostuvo Gabriel “Faty” Oliva, diputado de Encuentro Ciudadano.

Recalcó que más allá de los nombres y quien asuma, sea ortodoxo u heterodoxo, “se debe volver a la normalidad, porque el problema político hace complicar el trabajo de cualquier ministro de Economía de una manera insoportable”.

La segmentación en la aplicación del aumento de tarifas en energía eléctrica y gas, fue uno de los motivos de la renuncia de Guzmán y fue el primer anuncio de Batakis, ya que la segmentación, continuará. La página argentina.gob.ar/subsidios

para inscribirse y percibir los subsidios estuvo preparada desde hacía varios días, pero no así la planilla para que cada usuario se anote.

Este punto es central en cuanto las diferencias dentro del Frente de Todos, ya que la quita de subsidios busca cumplir con la disminución del déficit debido al acuerdo con el FMI.

“Las tarifas no pueden estar congeladas dentro de un esquema inflacionario, el tema es qué pasa cuándo levantamos esta ancla que repercute en el costo de vida y es por eso que no se quiere enfrentar, aunque ese ajuste debe hacerse”, consideró el legislador. Al mismo tiempo recordó que esta quita de subsidios se aplicó “de manera salvaje” durante la gestión de Mauricio Macri ya que “consideraron erróneamente que todo el mundo lo podía pagar”. En ese momento, los aumentos rondaron el 3 mil por ciento.

“Evidentemente hay que hacer un ajuste de las tarifas porque explican casi la mitad del déficit, porque lo que se está haciendo es imprimir dinero para cubrir ese bache y de alguna manera deben frenarlo”, recalcó.

Pero Oliva opinó que “lamentablemente seguirá el sabotaje” dentro de la interna del Frente de Todos, con una Vicepresidenta “que tiene el poder”.

Los problemas, marcó, no cesarán con el cambio del ministro.

 

LO DEBE RESOLVER EL FDT

Según José Luis Garrido, diputado de SER Santa Cruz -partido que se separó del Frente de Todos el año pasado antes de las elecciones legislativas- más allá del problema de las tarifas, cuya quita de subsidio debe cumplirse por el acuerdo con el FMI, el eje es resolver “las distintas visiones que tienen dos espacios mayoritarios dentro de este frente político”.

“La Vicepresidenta habla de comenzar un proceso de emisión monetaria para inyectar más dinero y reactivar la economía, y dejar en segundo plano las medidas que pide el FMI, y el Presidente trató de llevar adelante ese compromiso con el FMI. Son dos visiones totalmente antagónicas”, precisó.

Si se resolverán estas “diferencias políticas”, no está claro para Garrido. “En estos dos modelos se inclinó por alguien de confianza de la Vicepresidenta” en el Ministerio de Economía, aunque analizó que esto “no funcionará”, ni cualquier plan económico, “si el poder político no se pone de acuerdo”.

Mencionó que “cuando se genera incertidumbre” dentro de un equipo de gobierno, el mercado “responde con una corrida cambiaria, porque en vez tranquilizar, hay más incertidumbre”

“Cuando está definido el rumbo, no importa quién es Ministro de Economía, pero como hay incertidumbre esto se traduce en una corrida y más inflación que impacta en el poder adquisitivo de la gente”, abundó.

 

 JUGADA

“Esto es una jugada de la Vicepresidenta para poner gente más afín a su sector, mientras los argentinos son víctimas de los graves perjuicios económicos y sociales que genera esta lucha interna del oficialismo”, criticó la senadora María Belén Tapia (Socialismo Santacruceño).

Puntualizó los problemas que existen para “llegar a fin de mes” lo que “acertadamente dijo Cristina en el homenaje a Perón, porque se da la paradoja de que los trabajadores son pobres”. “Sin embargo -expuso- ella no se hace cargo del papel que le toca en esa situación y avanza además con la agenda judicial en el Senado, ampliando la cantidad de integrantes de la Corte Suprema y queriendo nombrar a un ex familiar y ex abogado en sus causas de corrupción en la Cámara Federal de Piedra Buena. Remarcó que esas no son las prioridades de la gente, agobiada por la situación actual. Más allá de eso, deseo que la flamante Ministra pueda desarrollar una gestión que estabilice la situación actual”, vertió.

COMENTÁ