Río Gallegos

Municipio S.E y Carta Orgánica: Que pasó

Dos proyectos que fueron instalados en la política municipal en 2021 que quedaron en el camino. Qué pasó con ambas polémicas y por qué no se avanzó.

Municipio de Río Gallegos.
Municipio de Río Gallegos.
COMPARTÍ ESTA NOTA

El 2021 fue un año importante para la política municipal. Si bien gran parte de la agenda estuvo ocupada por la situación sanitaria, la pandemia y la vacunación, luego vino el festival aniversario y se cerró el año. Pero en medio hubo varias polémicas que se tejieron en el seno de la coyuntura local de Río Gallegos, con idas y vueltas entre el Municipio y el Concejo Deliberante. Y si bien fue un año en que ambas partes no tuvieron grandes desencuentros – de hecho hubo una reelección en el legislativo por unanimidad- si quedaron varias polémicas en medio del año. El ejecutivo, que por estas horas define fecha para el pago de salarios, apostó fuerte a la obra pública y desde la oposición local al pedido de informe.

 

Sociedad del estado

En el mes de mayo, empezando a transitar las campañas de vacunación en la capital, el Municipio tenía un encontronazo con la empresa Maxia y el gremio UTA por la situación del transporte público en la sociedad. Es por esto que surgió una iniciativa desde el Municipio, de poder conformar una Sociedad del Estado. El principal objetivo de la misma era poder llevar un control  sobre el transporte público, pudiendo ofrecer este servicio de manera soberana a los ciudadanos de la capital. Si bien este era el motor de la iniciativa planteada, dentro del proyecto dentro del mismo se incluían otras cuestiones tales como servicios de internet o telefonía.

 Esto encendió algunas alarmas tanto en la oposición como en comercios privados, quienes no querían tener al estado compitiendo. Pero desde el Municipio aclararon rápidamente que el objetivo era “llegar donde las empresas no”.

Luego ya para el mes de junio se empezó a delinear la idea de firmar contrato con City Bus, una empresa con trayectoria y experiencia en la provincia de Tierra del Fuego, cerrando el acuerdo para empezar a operar durante marzo de este año. Es por esto que, no teniendo la principal motivación para continuar con la idea, el proyectó quedó durmiendo en las comisiones del Concejo Deliberante.

No sin antes demandar una serie de reuniones entre el intendente Pablo Grasso, la Cámara de Comercios, el Concejo Deliberante,  Gremios y todos los que se vieron involucrados en la polémica.

Por ahora, no estaría en planes en avanzar con la iniciativa.

 

Río Gallegos Sociedad de Estado cuyo objeto será la prestación de servicios generales tendientes a la conservación, el mantenimiento y la mejora del desarrollo social, económico, urbanístico, cultural y tecnológico de centros urbanos y/o a urbanizarse.

 

Entre las cosas que hubiera ofrecido se encuentran:

a) Prestar servicio de trasporte público urbano e interurbano de pasajeros, transporte escolar y especial y transporte de carga en general.

b) Prestar Servicios Públicos de recolección de residuos patógenos, su tratamiento y disposición final.

c) Generar y/o extraer materia prima para generar energía y su comercialización posterior comercialización.

d) Prestar servicio público de mantenimiento, refacción, ampliación y construcción de infraestructura de bienes públicos y privados.

e) Servicio, producción y comercialización de materiales de construcción y bienes productivos en general.

 

Carta orgánica

Uno de los puntos que marcó la oposición durante el tratamiento de la Sociedad del Estado del Municipio era dar cumplimiento a la ordenanza de la creación de la carta orgánica. Se trata de un proyecto que quedó frenado desde hace una década y que no han sido llamados ni a constituyentes, sin tener mayores avances. Si bien no se trata una deuda pendiente per se de la gestión actual (tampoco recibió menciones), sí fue parte de los reclamos que se hicieron desde el Concejo Deliberante.

En el año 1994 hubo una reforma en la Constitución de la Provincia, permitiendo así la sanción de la Autonomía municipal a las comunas. Esto permitía a las localidades tener su propia “constitución” municipal. La idea no es dar resoluciones del día a día, sino brindar mayores herramientas y marcos constitucionales para la gestión de cada intendencia. ¿Quedará pendiente para este año?

COMENTÁ