Tres detenidos

Tiene el riñón comprometido

Un joven de 16 años terminó herido en una pelea callejera e internado en terapia intensiva. Por el hecho la policía de Caleta Oliva detuvo a sus agresores menores de edad, quienes fijaron domicilio junto a sus padres. 

El personal de la Comisaría Tercera de Caleta intervino en el hecho.
El personal de la Comisaría Tercera de Caleta intervino en el hecho.
COMPARTÍ ESTA NOTA

En horas de la madrugada de hoy, el personal de la Comisaría Tercera de Caleta Olivia se encontraba realizando patrullajes preventivos, cuando fueron alertados por un vecino que les manifestó que había una pelea callejera en la esquina de las calles Jauregui y Maipú, entre varias personas de ambos sexos.

Los uniformados descendieron del patrullero y comenzaron a dispersar a la gente (cuatro jóvenes de ambos sexos) para que cesen de agredirse.

Una vez que lograron separar a los sujetos, se acercó a los policías un joven que manifestó haber sido herido con un elemento punzante en zona de la cadera, observando a simple vista manchas sanguinolentas.

Los policías le realizaron los primeros auxilios, mientras llamaban a una ambulancia. En esos momentos y debido a la gravedad y al cúmulo de gente que se estaba acercando, el personal interviniente procedió a la neutralización y traslado de tres jóvenes al nosocomio local a fin que sean examinados por un facultativo médico y posteriormente llevados a la dependencia.

 

Internado en terapia

En cuanto al chico herido –de 16 años-, se conoció que llegó la ambulancia y procedieron a asistirlo y posteriormente a trasladarlo al Hospital, donde fue sometido a las curaciones del caso y respectivos estudios, quedando internado en la Unidad de Terapia Intensiva en observaciones diagnosticado en las primeras horas con una herida punzopenetrante en región lumbar izquierda. De acuerdo a la certificación médica, el chico sufrió lesión de gravedad a determinar según su evolución.

Por otra parte, se supo que los uniformados interiorizaron al Magistrado del Juzgado Penal Juvenil, quien dispuso que los involucrados fijen domicilio, sean notificados y entregados a sus progenitores ya que los mismos eran menores de edad, entre 15 y 17 años.

En la tarde de ayer, se conoció el nuevo parte médico, el que da cuenta que el menor continúa en U.T.I. y su vida fuera de peligro, pero tiene un riñón comprometido.

COMENTÁ