Inseguridad

Paulino Gómez: “Trelew es un semillero de delincuentes”

El director de Seguridad de la provincia de Chubut, Paulino Gómez, hizo fuertes declaraciones al referirse a la ciudad vallenata como un “semillero de delincuentes”, luego de que se evidenciara la situación de inseguridad que se encuentra atrasando Trelew en estos momentos tras el violento ataque a una pareja de ancianos de 77 y 79 años.

El director de Seguridad de la provincia, Paulino Gómez, consideró que Trelew es un
El director de Seguridad de la provincia, Paulino Gómez, consideró que Trelew es un "semillero de delincuentes". (Foto: Diario Jornada)
COMPARTÍ ESTA NOTA

Paulino Gómez, quien desarrolla su labor como director de Seguridad de la provincia del Chubut, mostró su indignación ante la evidente situación de descontrol frente a la delincuencia que se encuentra atravesando la localidad de Trelew. Gómez se refirió a la localidad como un “semillero de delincuentes” e hizo especial hincapié en que esta situación no se refleja en ningún otro punto de la provincia.

El funcionario también aclaró que la misma sigue ocurriendo con tanta frecuencia debido a que los malvivientes consideran que con la ayuda de un buen abogado “zafan” de la situación.

 

“Acá se tienen que alinear todos los astros del bien para poder ir contra ellos”, lamentó el funcionario, quien considera que los delincuentes poseen “todas las estrategias delictivas habidas y por haber”, considerando que “si un Policía los agarra, saben justificar por qué están parados en ese lugar: que están fumando, o están con una bicicleta pinchada, etc. Son gambeteadores profesionales de la Ley Penal. Agresivos y no tienen piedad”.

En relación al reciente hecho ocurrido en Trelew, en donde una pareja de abuelos de 77 y 79 años de edad fueron brutalmente agredidos para sustraerles dinero en efectivo y documentos de valor, el director de Seguridad enfatizó en que este tipo de delincuentes “deberían pudrirse en la cárcel, porque no les importa nada cuando exigen dinero a las víctimas", y explicó que “después cuando van presos, son los primeros en pedir que les respeten los derechos: que les reparen las muelas, que les respeten las cuatro comidas diarias, el servicio médico y las visitas íntimas”.

“Son personas que no le temen a la Justicia, porque saben que después con un buen defensor ‘zafan’, como dicen ellos. En tanto no sientan el rigor de la Ley van a seguir delinquiendo”, concluyó.

COMENTÁ