En El Calafate

Una joven fue demorada por el delito de bullying

Una mujer denunció a otra ya que desde hace tiempo, ésta le haría bullying a una de sus hijas menores de edad. El último episodio habría sucedido cuando la mujer acompañó a sus hijas a un gimnasio y fue increpada por la denunciada.  

COMPARTÍ ESTA NOTA

Días atrás una mujer se presentó en una de las Comisarías de El Calafate para denunciar a una joven que estaría hostigando desde hace tiempo a una de sus hijas menores de edad. 
El último episodio sucedió cuando ella junto a sus hijas se dirigían al gimnasio “La Canchita”, en esos momentos fueron increpadas por la otra mujer, sobre quien ya hay varias denuncias por bullying, hechos ocurridos en la Escuela Nº73, de El Calafate. 
La mujer mientras radicaba la denuncia, les dijo a los policías que sentía temor por lo que le podría pasar a una de sus hijas. 
Por este hecho se dio aviso al Juzgado de Instrucción y del Menor Nº1 Carlos Narvarte, quien dispuso que la hostigadora fije domicilio a disposición de esos estrados.

¿Qué es el Bullying o acoso escolar?
El bullying es el maltrato físico y/o psicológico deliberado y continuado que recibe un niño por parte de otro u otros, que se comportan con él cruelmente con el objetivo de someterlo y asustarlo, con vistas a obtener algún resultado favorable para los acosadores o simplemente a satisfacer la necesidad de agredir y destruir que éstos suelen presentar.
El bullying implica una repetición continuada de las burlas o las agresiones y puede provocar la exclusión social de la víctima.

Características del Bullying
Suele incluir conductas de diversa naturaleza (burlas, amenazas, agresiones físicas, aislamiento sistemático, etc.).
Tiende a originar problemas que se repiten y prolongan durante cierto tiempo.
Suele estar provocado por un alumno, apoyado por un grupo, contra una víctima que se encuentra indefensa.
Se mantiene debido a la ignorancia o pasividad de las personas que rodean a los agresores y a las víctimas sin intervenir directamente.
La víctima desarrolla miedo y rechazo al contexto en el que sufre la violencia; pérdida de confianza en sí mismo y en los demás y disminución del rendimiento escolar.
Disminuye la capacidad de comprensión moral y de empatía del agresor, mientras que se produce un refuerzo de un estilo violento de interacción.
En las personas que observan la violencia sin hacer nada para evitarla, se produce falta de sensibilidad, apatía e insolidaridad.
Se reduce la calidad de vida del entorno en el que se produce: dificultad para lograr objetivos y aumento de los problemas y tensiones.

Tipos de Bullying
Podemos hablar de varios tipos de acoso escolar que, a menudo, aparecen de forma simultánea:
Físico: empujones, patadas, agresiones con objetos, etc. Se da con más frecuencia en primaria que en secundaria.
Verbal: insultos y motes, menosprecios en público, resaltar defectos físicos, etc. Es el más habitual.
Psicológico: minan la autoestima del individuo y fomentan su sensación de temor.
Social: pretende aislar al joven del resto del grupo y compañeros.

COMENTÁ