Coronavirus

Vacunas durante el embarazo

A días de haberse habilitado la vacunación en embarazadas y lactantes que formen parte de la “población objetivo” y se encuentren dentro de grupos de riesgo, la Lic. Débora López Ferrucci, Bióloga, Puericultora y Docente de ACADP, habló con TiempoSur donde se mostró a favor de la inmunización de mujeres en periodo de gestación o lactancia. ¿Por qué deberían ser consideradas un grupo esencial?

Lic. Débora López Ferrucci, Bióloga
COMPARTÍ ESTA NOTA

Ya hace algunos días se ha informado desde el Ministerio de Salud de la Nación que las personas embarazadas o en período de lactancia, consideradas como parte de la “población objetivo” por el Gobierno nacional, tendrán la posibilidad de inmunizarse con la vacuna rusa Sputnik V. Vale la pena mencionar que la medida habilita a quienes formen parte del sector prioritario para la campaña nacional de vacunación contra la COVID-19. La recomendación se sustenta en la necesidad de realizar una evaluación individualizada del beneficio que puede ofrecer la vacunación en estas condiciones especiales de embarazo o lactancia, y en caso de poblaciones de “alto riesgo”. En este sentido, según lo expuesto, podrá vacunarse a embarazadas, mujeres en período de lactancia que presenten un riesgo de exposición alto al virus y que no pueda evitarse, como el personal de salud, “personal estratégico”, docente y no docente de los niveles inicial, primario y secundario. La resolución fue impulsada por la Comisión Nacional de Inmunizaciones (CoNaIn) del Ministerio de Salud de la Nación, “en consenso con diversas sociedades científicas y expertos externos a la cartera sanitaria nacional”. Entre los fundamentos, la autoridad sanitaria apuntó que el riesgo a presentar eventos adversos graves “es muy poco probable”.

En principio, la Lic. Débora López Ferrucci, bióloga y Asesora de la Asociación Argentina de Puericultura, destacó que en la actualidad “somos unos de los pocos países que estamos vacunados, algo que no sé cuántos países tienen la posibilidad de decir”.  

En cuanto a la habilitación para la inoculación de lactantes y embarazadas, detalló: “Veíamos que, si estaba demostrado que el virus no pasaba a través de la leche materna, que no podía la mamá infestada afectar al bebé y que, si la vacuna está hecha con virus inactivo, que no genera virulencia en la persona vacunada, salvo que algún excipiente de la vacuna sea perjudicial para la mamá o el bebé, no había por qué no vacunar a este grupo que no deja de ser un grupo de riesgo y esencial”, al explicar que “la madre mediante la leche materna también traspasa anticuerpos, por lo cual es súper importante que reciban las vacunas”.

En este sentido manifestó que las mujeres interesadas podrían aplicarse cualquiera de las vacunas que hoy se emplean en la Argentina.

Por otro lado, manifestó que, si bien “se puede amamantar tranquilamente, deben las madres tener mucho cuidado para no contagiar al bebé. Hay que hacer lo posible para no cortar la lactancia ya que le da mucho anticuerpo al bebé. Lo protege naturalmente”.

Consultada sobre si trasciende a nivel nacional cuándo podrían comenzar a inocular a este nuevo grupo, comentó que “todavía no hay fecha, pero hace poco se comenzaron a anotar en la página de vacunar de la ciudad. Hasta la semana pasada teníamos pacientes que no se podían inscribir y recién ahora los van a dejar hacerlo, pero no sabemos si le darán prioridad”. En este sentido, en Santa Cruz las habilitaciones no modifican las prioridades, por lo que embarazadas y lactantes ingresan en grupo de 18 a 59 años con factores de riesgo.


COMENTARIOS