Salud

Traumatismos y borracheras copan los hospitales neuquinos

La cantidad de consultas por el COVID pasó de 250 diarias a unas 30 en los centros capitalinos.

Omar Novoa
Omar Novoa
COMPARTÍ ESTA NOTA

La flexibilización de las medidas sanitarias tuvo un impacto concreto en el trabajo diario de los centros de salud. Desde los principales hospitales de Neuquén informaron que las consultas por COVID se redujeron de manera notable en relación al pico de la pandemia. De forma simultánea, notaron un incremento en la demanda por otras problemáticas, como traumatismos, intoxicaciones alcohólicas y afecciones estomacales.

Rocío Tscherig, enfermera del hospital Bouquet Roldán, explicó que el ritmo de trabajo más ajetreado se vivió entre septiembre y noviembre, cuando se daba un gran número de contagios en Neuquén y en las localidades cercanas. En el pico de la pandemia, atendían un total de 250 consultas por COVID en cada jornada de 24 horas.

A partir del achatamiento en la curva de contagios, las consultas por coronavirus pasaron de 250 a un número que oscila entre los 20 y los 30 casos, apenas un 10% del número anterior.

Si bien en los momentos de aislamiento más estricto no tenían consultas relacionadas a accidentes de tránsito, en las últimas semanas comenzaron a notar un incremento de los casos. El creciente interés de los neuquinos por el ciclismo también explica parte de las consultas en el hospital, informó LM Neuquén.

Por semana, tenemos entre 5 y 6 casos de traumatismos por personas que se accidentan en bicicleta”, dijo la enfermera.

En el Castro Rendón, por su parte, notaron un incremento en las consultas desde que la provincia dejó el aislamiento social. “Como es un hospital de alta complejidad, se reciben pacientes con traumatismos, con consumos problemáticos, con heridas de arma de fuego y de arma blanca; todo aumentó notablemente”, señaló Adelaida Goldman, directora asociada.

50 por ciento disminuyó la atención en las guardias del Hospital Castro Rendón. Debido a la pandemia, el trabajo en esos sectores disminuyó significativamente durante el año comparado con la actividad en 2019.

Las consultas caen a la mitad

La directora asociada del Hospital Castro Rendón, Adelaida Goldman, detalló que el total general de consultas por guardia desde enero y hasta esta fecha de 2019 era de 74 mil pacientes, que incluyen tanto a adultos como los casos pediátricos. En el mismo período de 2020, con una pandemia de por medio, la cantidad de consultas fue de 36 mil, lo que representa casi un 50%. De ese número, la mayoría se concentran en los últimos meses del año.

Desde el Bouquet Roldán, la enfermera Rocío Tscherig aclaró que se nota un incremento en la cantidad de consultas por intoxicaciones alcohólicas, sobre todo durante los fines de semana. Las jornadas con temperaturas más altas y la relajación de los controles motivaron a más personas a reunirse y a consumir más alcohol, lo que deriva en este tipo de consultas en el hospital.

Desde la Municipalidad también informaron una mayor presencia de conductores alcoholizados en las calles.

COMENTÁ