Hidrocarburos

Salió un barco de petróleo y podría generar alivio por unos veinte días

La Cuenca Austral se estaba quedando sin capacidad de almacenamiento. Antes de ayer partió el petrolero Cabo Fuji, con unos 40.000 m3 de crudo, la mayor parte de CGC rumbo a Chile. Además, YPF vendió crudo extraído en Cañadón Seco a PetroChina.

El Puerto de Punta Loyola donde embarcan el crudo.
COMPARTÍ ESTA NOTA

El problema del almacenamiento de petróleo crudo es uno de los dilemas más importantes que están teniendo hoy en día las operadoras de todo el mundo, debido al derrumbe del consumo de combustible por la pandemia del Coronavirus, además de la estrepitosa caída del precio del crudo.

Argentina no escapa a esta situación. En las últimas horas, el secretario de Energía de Tierra del Fuego, Moisés Solorza, reconoció a TiempoSur: “La capacidad de almacenamiento no da más, estamos estoqueados hasta el moño”. En Santa Cruz, el problema no es tan grave pero tampoco es muy distinto.

  

Petróleo de CGC- Según pudo saber este medio, 48 horas atrás partió del puerto de Punta Loyola un barco con petróleo crudo. Se trató de una exportación realizada a Enap Chile, lo cual genera cierto alivio, al menos por unos veinte días.

Pero –ahora- el problema es encontrar un barco que reemplace al Cabo Fuji, la embarcación que salió esta semana del puerto local. El Fuji partió con 40.000 m3 de petróleo. El barco que estaba anclado en Punta Loyola tiene 228/32 metros y fue construido en 2017 (3 años) y actualmente navega bajo la bandera de Panamá.

La mayor del petróleo exportado era de CGC (Compañía General de Combustible), la firma del holding Corporación América (Eurnekian). CGC presentó el pasado mes de enero el proyecto de almacenamiento subterráneo. Pero se trata de gas natural en reservorios subterráneos ubicados a gran profundidad, no así petróleo crudo.

El Proyecto Sur Río Chico, como lo denominó CGC, se trata de un yacimiento en el que durante la época de baja demanda se prevé inyectar 1 millón de m3/d de gas durante 180 días al año y extraer 2 millones de m3/d de gas durante 90 días al año en cada ciclo anual.

Hoy en día, almacenar gas no sería un problema para la Cuenca Austral, pero sí claramente es un desafío qué hacer con el crudo.

 

Venta de crudo de YPF- Pero esta situación también se vive en otros lugares, incluso en la zona norte. Es que, como lo dice claramente una publicación especializada (EconoJournal), se vive un dilema sobre qué hacer con la producción en este contexto.

Es que, paralizar los yacimientos implica un costo muy grande para las empresas, no sólo en cuanto a qué hacer con los trabajadores sino también desde el punto de vista económico. En los denominados pozos maduros, para la producción podría implicar incluso serios problemas para volver a recuperar el caudal y la presión de los mismos.

A la hora de hablar de las operadoras, EconoJournal informó que, en el caso de YPF, que basó siempre su negocio en el mercado interno, vendió después de muchos años petróleo a China. Se trató de un cargamento extraído enCañadón Seco. La misma fuente indicó que, si bien tuvo que hacer una rebaja en el precio, logró desprenderse de esa producción.

 

El barril de crudo sigue en sus pisos más bajos

El barril de Brent, del mar del Norte, subía un 14,43%, para situarse a 22,12 dólares. Por su parte, el precio del barril de West Texas Intermediate (WTI) para entrega en junio, que empezó a cotizar en los mercados el miércoles, ganó más de 4 dólares, un salto cercano al 40%, en medio de gran nerviosismo de los inversores.

Un dato a tener en cuenta es que en la Argentina la cotización que determina el precio, tanto del crudo como de las naftas, es la del Brent (mar del norte europeo. No así la del WTI (cotización norteamericana).