Cuarentena

Qué sucederá con la venta de alcohol: la restricción de horario en Río Gallegos

La OMS recomendó restringir su venta en todo el mundo. El tema no fue por ahora abordado en el COE local, pero dos integrantes y por distintos motivos, están en contra. 

Río Turbio y 28 de Noviembre aplicaron restricciones para la venta de alcohol.
COMPARTÍ ESTA NOTA

El viernes pasado la Organización Mundial de la Salud recomendó a todos los países a restringir la venta de alcohol en plena pandemia y por la cuarentena que en casi todo el planeta se realiza para mitigar el COVID-19.

Varias provincias del país y municipios concretaron esta medida pero aún antes de lo advertido por la OMS.

La Cuenca Carbonífera fue la primera en Santa Cruz. En 28 de Noviembre se expende alcohol sólo de 10:00 a 12:00 y de 10:00 a 15:00 en Río Turbio.

Santa Cruz, de acuerdo a los últimos datos de la SEDRONAR, lidera el consumo de alcohol y tabaco y la media supera la nacional.

El COE -Comité Operativo de Emergencia- todavía no abordó el tema en la capital santacruceña, pero dos de sus integrantes, las ediles Paola Costa y Daniela D´amico señalaron -según diversos argumentos- que la medida no sería aplicada.  

“No lo hemos analizado en el COE. En particular y por lo que veo cuando paso a comprar a los kioscos, es que la gente, el horario que le pongas, sea de mañana o tarde, lo comprará igual”, precisó a TiempoSur, Paola Costa (FDT).

Dijo que si bien se restringió y hasta se prohibió su venta en otras provincias y países, si se aplica en Río Gallegos “quien quiera tomar y se reduce el horario, lo seguirá haciendo”.

“Los negocios antes cerraban a las 12:00 de la noche y todos acudían antes a comprar y ahora se ve cómo pasan a comprar cerca de las 19:30 y por eso creo que pasa por tomar conciencia, ser solidario y cuidarnos entre todos”, añadió.

Recordó que cuando hubo días con temperatura agradable se vio –sobre todo a jóvenes- tomando alcohol en la calle.

Contó el caso de una mujer que le advirtió como sus vecinos organizaban “fiestas” y “se juntaban a tomar” en viviendas, rompiendo así la cuarentena.

“Le recomendé que llame al 101 o a la Comisaría de su barrio porque de ese modo corre riesgo todo el mundo”, advirtió.

 

-TS: Una cosa es quien toma en la calle que está prohibido por el aislamiento social. Pero ¿qué sucede con quien toma en su casa?

PC: En la casa de cada uno no nos podemos meter, pero sí podemos decirles que lo hagan de forma moderada. Pero también pasa que toman y se mandan mensajes y se terminan juntando. Me ha pasado que me preguntan, en el caso de los que estamos exceptuados, porque llegamos a nuestras casas cansados y tomamos todas las medidas preventivas para higienizarnos y vecinos de al lado hacen fiestas y llega gente de otros lados. Hay que ser conscientes porque ves que hay conductas de personas a las que no les importa nada.

 

PROFESIONAL

En el caso de la concejal D´amico (UCR) sostuvo que realizó la consulta por este tema a profesionales del SETRIPCO -Servicio de Tratamiento Integral para Patologías del Consumo-.

“Plantearon que no hubo cambios con esta problemática en esta cuarentena en las personas con problemas de consumo”.

Destacó que de acuerdo a profesionales de la salud “la cuarentena no ha sido un agravante ni tampoco aumentaron los casos o situaciones”.

Por ello, señaló que si “hubiera sido distinto el parámetro, estaba a favor (de la restricción de la venta), pero no es una medida que Río Gallegos esté necesitando”.

Aclaró que no sabe que resolverá el COE, pero que efectuó la consulta “al área pertinente” por este tema para tomar una decisión.

 

Qué dijo la OMS

La Organización Mundial de la Salud sostuvo que “el alcohol compromete el sistema inmunológico del cuerpo y aumenta el riesgo de resultados adversos para la salud. Por lo tanto, las personas deben minimizar su consumo de alcohol en cualquier momento y particularmente durante la pandemia de COVID-19”.

De acuerdo a la entidad, el consumo de alcohol durante el aislamiento resulta peligroso teniendo en cuenta que puede complicar los trastornos mentales que sufren las personas por la imposibilidad de salir y llevar su vida normal.

“El alcohol es una sustancia psicoactiva que se asocia con trastornos mentales; las personas en riesgo o que tienen un trastorno por consumo de alcohol son particularmente vulnerables, especialmente cuando se encuentran en aislamiento. Los servicios médicos y de tratamiento deben estar alertas y listos para responder a cualquier persona que lo necesite”, agrega el documento.

Otra alerta que lanza la OMS tiene que ver con la violencia intrafamiliar, pues el consumo en los hogares confinados puede generar confrontaciones entre el núcleo familiar.

“Se sabe que el alcohol es dañino para la salud en general, y se sabe que aumenta el riesgo de lesiones y violencia, incluida la violencia de pareja, y puede causar intoxicación por alcohol”, explica.

Finalmente, el documento desmiente que el consumo de alcohol tenga efectos para evitar el coronavirus, en cambio, el sistema inmunológico es más vulnerable a la enfermedad.

“El miedo y la información errónea han generado un mito peligroso de que el consumo de alcohol de alta concentración puede matar el virus COVID-19. No es así”.


COMENTARIOS