Empleo

Organizar a los trabajadores para que la precarización no mate

Es uno de los objetivos que planteó Ernesto Valdivia, del PTS del Frente de Izquierda a TiempoSur como medida de prevención para que las consecuencias de la informalidad no afecten a la salud en otros sentidos en Río Gallegos.

Se trata de una campaña a nivel nacional.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Se define como precario el estado inestable, poco seguro o duradero de una cosa u acción. Desde la perspectiva de Ernesto, esto se traduce en líneas generales, en fuentes de trabajo dignas y condiciones habitacionales sanas, por ello busca reunir personas en situación de precarización para generar redes de contención y reclamo ante esta vulneración de derechos.

Se trata de una campaña a nivel nacional, que ya generó marchas, aún en tiempos de pandemia a Capital Federal, La Plata, Córdoba, Santa Fe y Jujuy. Según estudios registrados de manera oficial por la Superintendencia de Riesgos de Trabajo en 2019 se produjo la muerte de un trabajador en su puesto de trabajo cada 14 horas. Los sectores más afectados son el transporte y la construcción, sobre los que Ernesto alertó que se debe prevenir antes que lamentar.

Adelantó que en breve impulsarán la fan page de “Precarizadxs en Santa Cruz”. Las latitudes sureñas cuentan con sus características propias. Las cifras del segundo semestre del 2019 que publicó INDEC, contabilizaron a 38.757 hogares bajo la línea de pobreza. El mismo organismo determinó que el desempleo creció más que la media nacional antes de la pandemia, un 1.7 % en Río Gallegos, alcanzando el 10.7% de la población.

“Contactamos a unos pocos aún, queremos que el movimiento se haga más conocido y que aquí prima la explotación en cadenas de comida rápida y las app de delivery” apuntó. La única plataforma de envío oficial en Río Gallegos funciona desde octubre del año pasado, por lo que en 2020 en plena crisis económica y sanitaria, atravesará su primer invierno. “En estos días habrá nuevas asambleas virtuales para organizar las próximas actividades que esperamos, se pueden realizar acá” explicó el cartero.

El trabajador sostiene que no solamente se trata de prevenir el COVID-19 sino contar con herramientas necesarias para sobrevivir a la cuarentena con la menor incertidumbre posible, con un salario fijo, una obra social acorde y un plan habitacional digno.

Desde su perspectiva, la entrega de carbón por parte del municipio de la capital de Santa Cruz, es repartir migajas. “Más allá de que se celebre, se muestra que hay una falta de infraestructura. No hay gas natural, agua corriente, alumbrado público ni calles asfaltadas” apuntó y ejemplificó con el barrio Madres a la Lucha, donde además de estas condiciones la mayoría de las fuentes de trabajo son informales.

“Las ollas populares, comedores barriales, colecta de alimentos de distintas organizaciones sociales, al igual que la presencia del Ejército repartiendo comida en los barrios de Las Heras, confirman cifras de una miseria nunca vista” publicó Prensa Obrera en el observatorio de los trabajadores, el 4 de mayo de este año.

“Yo creo que la reactivación de los comercios va a buscar la forma de costear la crisis en las condiciones de trabajo de las y los empleados. Generó un costo muy grande la pandemia” comentó Ernesto. Desde su perspectiva se ha demostrado que hay un sector importante de la población que no cuenta con la contención laboral que también es un factor de salud.

Destacó que el viernes 29 de mayo, con barbijos y distancia social, se realizó una manifestación en Kirchner y San Martín que demostró que los reclamos de YCRT y los trabajadores despedidos del municipio de Río Gallegos siguen vigentes. “De estos grupos hay personas que no han tenido la baja en ANSeS y no han podido acceder al IFE” comentó.

Categorizó como restrictivo al Ingreso Familiar de Emergencia. Explicó que le resulta injusto que sólo lo pueda cobrar una persona del grupo familiar y que en Santa Cruz la canasta básica es de $40.000, por lo que también resulta insuficiente. “No alcanza para nada y se refleja en lo mal que la está pasando la gente” denunció.