Allanamiento

Octogenario fue detenido por abusar sexualmente de perros

Ayer, el personal de la Comisaría Cuarta de Caleta Olivia realizó un allanamiento en una vivienda del barrio Ceferino Namuncurá, debido a que varios vecinos denunciaron que sus mascotas habrían sido abusadas por un hombre. El hombre fue llevado al nosocomio local para ser revisado.

No al maltrato animal.
COMPARTÍ ESTA NOTA

En la jornada de ayer, y luego que varios vecinos del barrio Ceferino Namuncurádenunciaran a un hombre de 86 años por maltrato animal, desde el Juzgado de Instrucción N°2, liberaron una orden de allanamiento para una casa del mismo barrio sobre calle Francia.

Los uniformados se presentaron en la casa junto a los dos testigos necesarios y comenzaron con la búsqueda de elementos de interés para la causa que se investigaba.

TiempoSur pudo conocer que en la casa no se encontraron animales, pero sí indicios que hubo perros, además de procederse a incautar elementos de interés, los que fueron trasladados al Juzgado de Instrucción, donde se analizarán y se determinarán los pasos a seguir.

Por otra parte, se supo que desde la vivienda se trasladó al morador, un hombre de 86 años, al nosocomio local donde sería evaluado por los profesionales del mismo.

Al parecer el hombre habría tomado los perros de los vecinos para mantener relaciones sexuales.

Cabe señalar que desde la sede judicial no se dispuso ninguna medida sobre el sospechoso de zoofilia, solo el examen médico, cuyo resultado fue elevado al Juzgado directamente.

¿Qué es la zoofilia?

Este trastorno de la inclinación sexual supone la existencia de una atracción sexual consistente a lo largo del tiempo hacia otros animalesno humanos. También llamada bestialismo en los casos en que el sujeto consuma sus fantasías, este trastorno tiene graves efectos en quienes lo sufren. Concretamente suelen ser sujetos que se avergüenzan de los actos que cometen, causando sensaciones de ansiedad y malestar (cosa que puede provocar la reincidencia del acto como método para aliviar dicha ansiedad), además de facilitar un deterioro continuado a nivel social e incluso laboral.

El nivel de atracción y el ser objeto de deseo puede ser muy variable. Existen personas zoofílicas que presentan una fijación con una especie en concreto y otros que se sienten atraídos por diversas especies. Hay que tener en cuenta que algunas prácticas zoofílicas son llevadas a cabo de manera sustitutoria ante la imposibilidad de acceder al objeto de deseo verdadero, siendo éste las personas. Sin embargo, el sujeto zoofílico sí tiende a tener mayor preferencia por seres no humanos.

Además de ello, hay que tener en cuenta que la zoofilia es una práctica penada por ley en múltiples países, debido al abuso que se comete con el animal en cuestión. El mantenimiento de relaciones sexuales con animales puede provocar también la transmisión de enfermedades severas, apareciendo infecciones de transmisión sexual como el linfogranuloma venéreo y otras alteraciones que pueden provocar grandes problemas en la calidad de vida de la persona. Asimismo, pueden provocarse durante el acto lesiones físicas tanto en persona como en animal, así como alteraciones conductuales posteriores a la cópula.