COVAX

Mañana llegan 6600 vacunas a Santa Cruz

Así lo manifestó el ministro de Salud y Ambiente, Claudio García en el mensaje audiovisual diario de la cartera a su cargo. Además se refirió a la situación epidemiológica de la provincia, ocupación de camas, proceso vacunatorio a mayores de 60 años y la próxima etapa de vacunación. En ese contexto, destacó la llegada de nuevas partidas de vacunas antigripal y la modalidad de inoculación.  

COMPARTÍ ESTA NOTA

En el inicio del reporte de esta jornada, García expuso detalles de la situación epidemiológica de la provincia de Santa Cruz. Al respecto, precisó: “En la jornada de ayer se detectaron 135 casos positivos de COVID – 19 en 12 localidades de la provincia, con un acumulado de 2.419 casos y hemos superado los 43.800 casos desde el inicio de la pandemia”.

Respecto a la llegada de vacunas, manifestó: “Se nos comunicó que durante la jornada de mañana se entregarán a la provincia de Santa Cruz 6.600 dosis de Astrazeneca del proyecto COVAX que es generado por la Organización Mundial de la Salud”.

“En el día de la fecha se comunicó la partida desde Rusia de un avión con 500.000 dosis vacunas Sputnik V, primer componente. Estimamos que promediando la semana o hacia el fin de semana van a estar llegando a la provincia de Santa Cruz para ser distribuidas y aplicadas posteriormente por el sistema de salud”, aseguró.

 

Por otra parte, expresó que al haber culminado el proceso vacunatorio a los adultos mayores de 60 años, la etapa siguiente se vacunación tendrá algunos elementos particulares. “La continuidad será con aquellas personas que encuentren expuestas al virus en función de su trabajo, tengan un nivel de exposición o presenten un mayor riesgo como ser policía, fuerzas armadas y de seguridad que tienen que cumplir funciones en el territorio; también así docentes donde existe la presencialidad; y un grupo muy importante que son aquellas personas que tienen enfermedades crónicas y que requieren la vacunación por indicación profesional”, detalló.

De 59 a 18 años

“En este caso el consenso por parte de los distintos ministros de salud de Argentina, es que se priorizará en un rango etario que va disminuyendo desde los 59 años hacia abajo y principalmente a aquellas personas que tienen algún riesgo de vida asociada a la posibilidad de contagiarse”, subrayó. Sobre ese aspecto, amplió: “El grupo prioritario de 18 a 59 años va a orientarse a aquellas personas que tienen enfermedades graves como ser algunas personas que tienen enfermedades oncológicas, diabéticos insulinodependientes, personas que se realizan diálisis, transplantados, cardiópatas severos, enfermedades pulmonares crónicas que requieren oxigenoterapia como método de supervivencia, inmunocomprometidos. Es decir todas aquellas personas que tienen riesgo de vida”, explicó. Asimismo se sumaran los grupos priorizados como fuerzas armadas o de seguridad, docentes, esenciales que serán evaluados por la Autoridad Sanitaria con los responsables de los distintos ministerios, municipios y actividades productivas.

“La prioridad estará siempre dada a aquellas personas que tengan mayor exposición o riesgo como también aquellas personas cuya patología o enfermedad de base puede generar un riesgo aumentado. Con la primera dosis de las vacunas estamos tratando de que disminuya el índice de mortalidad”, puntualizó.