A tener en cuenta

La bajada de bandera de los taxis en Caleta costará 84 pesos y en horario nocturno $95

La nueva tarifa regirá a partir del lunes a las 06:00, a partir de un acuerdo entre autoridades municipales y referentes de las compañías transportistas.

COMPARTÍ ESTA NOTA

La nueva tarifa para trasladarse en taxi fue acordada ayer por la tarde, en la Municipalidad de Caleta Olivia. Asistieron los referentes de todas las compañías, y firmaron el incremento que comenzará a aplicarse desde el próximo lunes a partir de las 6 horas.

En relación al nuevo valor, el presidente de Coopetax, Rubén Aparicio, detalló que lo único que aumentará es la bajada de bandera, que comenzará a costar 25 pesos más.

Se trata de un acuerdo de incremento escalonado y, según el referente, "analizamos los costos y realizamos una propuesta. Entre todos los muchachos de las cooperativas y centro de taxis acordamos pedir que aumente la bajada de bandera y no tocar el valor de la ficha, porque sino el precio se dispararía", expresó.

Del mismo modo, aclaró que la ficha continuará a 4 pesos y marcó diferencias con los valores que se manejan tanto en Río Gallegos como en Comodoro Rivadavia. Dijo que en ambas ciudades el valor de la ficha es mayor, y que en Comodoro la bandera está en 100 pesos.

"Nosotros teníamos una bajada de bandera a 58 pesos con 85 centavos, y ahora se incrementa a 84 pesos. En el horario nocturno, estaba en 64 pesos con 81 centavos, y ahora pasará a costar 95 pesos", explicó.

En este sentido, Aparicio advirtió que, por ejemplo, el valor del combustible se incrementó solo en los últimos seis meses un 35%. "Los costos son altos, el mantenimiento de las unidades, el combustible. Pero nosotros vivimos el día a día. Si no trabajamos no llevamos el peso a la casa. Por eso decidimos no pedir que aumente la ficha, para no encarecer mucho el viaje y que podamos seguir trabajando", destacó.

Es que, según manifestó luego, durante la pandemia "lo pasamos muy mal". Recordó que en lo peor de la crisis "trabajábamos al 30%, y cuando se abrió un poco el tema de las restricciones empezamos a trabajar al 50 o al 60%. Ahora, que volvió el par o impar, volvió a mermar un poco el trabajo. Son tiempos difíciles para todos", reflexionó.

Consultado sobre la ordenanza de transporte, resaltó que la última aprobada antes del cambio de gestión comunal, "no tuvo consenso. Quedamos en disconformidad, porque se obviaron cosas que habíamos acordado. El mayor conflicto se dio con el tiempo que debía pasar para disponer de las licencias. La ordenanza decía 15 años. Se pedía que quede en 8 años. Finalmente quedó, pero eso se arregló tres años más tarde. Ahora todos tenemos más de 10 años de trabajo", rememoró y adelantó que están en tratativas con los concejales para consensuar una nueva ordenanza. (El Caletense)

COMENTÁ