Especial

Impacto del COVID-19 y el nuevo escenario económico en los emprendedores

Por Mónica Claudia Pagliarani. 

COMPARTÍ ESTA NOTA

Es innegable que, sea cual fuere el tamaño de tu empresa o emprendimiento, la actual situación económica sanitaria está afectando seriamente su permanencia en el mercado.

Ya que ataca al mercado interno, habiendo una caída de la actividad económica y ventas.

El decrecimiento de la actividad económica es como consecuencia, entre otras, de: aumento de costos de producción, aumento de presión tributaria, prácticamente nula accesibilidad al crédito o con elevadas tasas.

Más de un tercio de los emprendimientos productivos de la Argentina podría desaparecer en dos meses según un informe difundido por la Asociación de Emprendedores de Argentina (ASEA). Ya que más del 50% expreso tener inconvenientes con las cobranzas y por lo consiguiente con los pagos a sus proveedores.

La pandemia del COVID-19 viene ocasionando un impacto global y local significativo en la salud pública, y las medidas de aislamiento social decretadas por el Gobierno repercuten irremediablemente en la actividad económica en general y en el emprendedor en particular.

Tanto Pymes como emprendedores tenían este 2020 grandes sueños por cumplir. Son emprendedores y construyeron desde cero su proyecto para lograr llegar a donde están hoy. Pero con la llegada del COVID-19 a la Argentina, sus vidas cambiaron para siempre y sus planes tuvieron que reconvertirse y adaptarse a una era de incertidumbre.

Seis aspectos que están impactando al ecosistema de emprendimiento. Algunos son positivos y otros negativos, pero deben tenerse presentes para hacer frente a las condiciones actuales.

1. Cambios en los mercados

El COVID-19 ha transformado los mercados a nivel mundial porque las medidas tomadas para prevenir el contagio han cambiado la forma de consumo de productos y servicios. Mientras a unos que estaban preparados para el comercio electrónico, entregas a domicilio o un producto digital están incrementando ventas, a otros representa un freno total en el flujo de ingresos.

Dedica un momento a pensar tus canales de distribución y en tu portafolio de productos ¿Hay manera de hacerlo digital? ¿Puedes ofrecer algo nuevo? No todo es el producto en sí, también puedes mejorar tu calidad en el servicio regalando envíos a domicilio, facilitando pagos con diversas opciones, ofreciendo garantías, etc.

2. Políticas públicas

El gobierno tiene un rol importante en la creación de incentivos y regulaciones que fomenten la creación y desarrollo de empresas. Muchas de las regulaciones tienen que ver con trámites para abrir y operar empresas, otras tienen que ver con condiciones laborales de tus trabajadores, otras con tasas de interés y otras con el pago de impuestos.

Se podrían implementar medidas fiscales e incentivos como las prórrogas, suspensiones y diferimientos para el pago de impuestos, otorgamiento de créditos a empresas y hasta cheques a las familias

Trata de ser paciente, el impacto económico va a orillar al gobierno a generar los incentivos necesarios para disminuir el desempleo y contrarrestar la recesión económica.

 

3. Cambios en las inversiones y financiamiento

Como sabemos el brote del COVID-19 inició en China y ya se esparció por toda Asia y ahora se ha logrado controlar mientras que en occidente estamos en el pico de contagios todavía. Ellos están comenzando a pensar qué sigue y cómo recuperarse, pero uno de los indicadores más fuertes del impacto económico que generó el coronavirus es el de la disminución en las inversiones. Las inversiones de capital de riesgo y el financiamiento para empresas privadas están y seguirá cayendo.

El problema en Argentina es que actualmente no se cuenta con la posibilidad de acceder al crédito privado ni público. (Leer columna: ¿Cuál es la realidad económica que vive Argentina aun con antelación al COVID19?)

4. La cultura y organización

Hasta antes del Coronavirus muchas organizaciones eran escépticas de la productividad del trabajo en casa o home office. Hoy en día es una realidad, aunque para algunos forzada, pero que da la opción a empleados de trabajar a distancia y que estará por un largo rato hasta que el COVID19 se contenga y haya vacunas desarrolladas.

5. Redes de apoyo

El apoyo entre empresas, gobiernos e individuos es vital para salir adelante de esta crisis. Algunos sectores que se han visto más afectados como el de servicios se está uniendo para mejorar sus oportunidades como el caso de los restaurantes que se han aliado con plataformas como Uber Eats, Rappi, Didi Food.

6. El capital humano

Yo creo que las empresas que logren retener la mayor cantidad de puestos de trabajo y coordinar nuevas acciones de transformación digital en los próximos tiempos van a ser más productivas en el largo plazo al generar mayor sentido de pertenencia. El capital humano sigue siendo clave en cualquier empresa y muchas están tomando la oportunidad para capacitar a sus empleados con cursos en línea.

La palabra clave es reinvención. La crisis puede ser una oportunidad para que emprendedores piensen soluciones innovadoras.

Los propietarios de pequeñas empresas utilicen herramientas digitales para llegar al público y adaptarse a soluciones de entrega. En el segmento de alimentos, la adhesión de bares y restaurantes a estas aplicaciones se ha convertido prácticamente en una necesidad.

No es hora de atarse a modelos pre definidos, es momento de escuchar las actuales necesidades de los consumidores y del ecosistema, y estar abierto a los cambios, ya que muchos de ellos pueden incluso sorprender por los buenos resultados.

Hay restaurants que readaptaron en deliveries o take away (comida servida en un restaurante para ser consumida fuera de él)…

Empresas que organizan fiestas o eventos optaron por brindar servicios de cajas madres donde paso a paso te indican donde y como decorar tu casa para festejar un cumpleaños o aniversario en familia

 

¿Y los Startup?

A diferencia de una Pyme, una startup se caracteriza por ser un negocio que crece de una forma mucho más rápida y eficiente.

Las pequeñas y medianas empresas salen al mercado luego de apostar una cierta cantidad de dinero y por lo general, deben esperar un tiempo para comenzar a disfrutar de los beneficios, mientras que las startups hacen todo lo contrario, salen al mercado con necesidades de capital y haciendo uso de las tecnologías digitales para lograr el crecimiento y encontrar financiamiento.

“Una startup es una empresa de tecnología con un producto escalable”

*Las Startups se caracterizan por ser compañías jóvenes que tienen dos opciones: evolucionar y convertirse en pequeñas y medianas empresas o cerrar las puertas.

*Son capaces de incrementar su producción y ventas sin necesidad de aumentar sus gastos. Por lo que su margen de contribución o beneficio crece de forma exponencial.

* Los nuevos emprendedores y creadores de Startups se apoyan en las tecnologías para crecer e incluso, encontrar financiamiento a través de plataformas en Internet.

* La principal premisa de las Startups es mantener los costos bajos para obtener beneficios de una forma mucho más rápida. Empresas como Amazon, Apple, Google o Microsoft empezaron trabajando desde casa o, mejor dicho, desde los garajes de sus fundadores.

Ejemplos de startups

Uber: año 2008- cuenta con 7.000 empleados en todo el mundo y una valorización de 50 mil millones de dólares.

Airbnb: año 2008-(conectar propietarios de viviendas con viajeros)

Spotify: año 2008- comenzó siendo una startup de dos amigos apasionados por la tecnología. Hoy más de 10 millones de usuarios, 300 empleados y oficinas en 7 países.

Por último recuerdo una frase que leí hace unos años del compositor ruso Chaikovski.

El futuro tiene muchos nombres: Para los débiles es lo inalcanzable. Para los temerosos, lo desconocido. Para los valientes es “la oportunidad”.

 

*Cra. Mónica Claudia Pagliarani