Colectivos

Grasso apuntó a Maxia: “Nos deben plata y el servicio es una basura”

Así lo afirmó el intendente de Río Gallegos respecto al servicio de transporte que brinda la empresa con la que se encuentra en conflicto. ¿Cómo se resolverá el servicio?

Foto archivo.
COMPARTÍ ESTA NOTA

“Esto pareciera que se olvidaron de todo, que hace seis meses estaba gobernando otro partido político, siendo que cuando asumí del 1 al 9 de diciembre se desembolsaron más de 400 y pico de millones de pesos”, manifestó el intendente Pablo Grasso en Tiempo FM, quien expuso que Maxia fue “beneficiada para ponerse al día con los salarios”.

El mandatario salió al cruce de la solicitada que se publicó en Tiempo Sur bajo el título “Media mentira es media verdad”, donde la empresa manifiesta algunos pormenores del conflicto con el Municipio local.  

Grasso recordó que “cuando empezamos a los 6 días tuvimos la primera manifestación acá afuera”.

Por esto, planteó que desde su lugar “exigimos la documentación cuando corresponde”, pero señaló que “no le hicieron caso a la justicia, no le hicieron caso al juez”. “Nosotros le pagábamos a ellos, pero ellos no le pagaban a los trabajadores”, advirtió.

El mandatario puso en relieve que “la gente se vive quejando del servicio que funcionó siempre mal” y que “hoy se habla de plata como si fuera la solución del partido, pero es parte del problema”.

Este servicio es una basura, que me diga un vecino como viaja en el transporte público”, manifestó Grasso, quien aclaró que “ellos nos deben plata a nosotros, le deben plata al Municipio”.

Por esto, expuso que “las cosas se tienen que definir, no tenes que patear para adelante, si no lo arreglamos nosotros no se va a arreglar”.

Discutamos otro mecanismo si administraron mal sus recursos avalados por la gestión anterior”, apuntó el intendente, para preguntarse “cuándo nos tengan que devolver plata como van a hacer”. Y agregó que “se hacen los distraídos y le dicen a la gente vayan y quejensé al Municipio, pero lo que ellos firmaron y no cumplieron”.  

Para concluir, Grasso subrayó que “hay muchas familias que están esperando que estos tipos se hagan cargo y lo único que hacen es firmar una solicitada y aparecer de vez en cuando”.  


COMENTARIOS