Expectativas

Gastronómicos de Santa Cruz esperan ser incluidos pronto en la flexibilización

Con otras provincias como ejemplo y un protocolo delineado a nivel nacional, el sector gastronómico de la ciudad espera con confianza una nueva etapa de la cuarentena, aunque son conscientes que dependen también de una flexibilización horaria para la circulación de las personas.  

Paulo Lunzevich.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Con la decisión del Gobierno nacional de dotar de autonomía a los gobernadores y así comenzar a dar respuesta a los distritos del país que se encuentran en la "fase 4" del aislamiento, las provincias de Mendoza, Salta y Jujuy habilitaron la apertura de bares y restaurantes. Tras casi dos meses cerrados al público el sector gastronómico aún espera la flexibilización en el resto de las provincias que han entrado en una ampliación de la flexibilización, entre ellas por su puesto Santa Cruz

En diálogo con TiempoSur, Paulo Lunzevich, vicepresidente de la Asociación Hoteleros y Gastronómicos en Río Gallegos, dio detalles del trabajo realizado a nivel nacional por la FEHGRA. “Trabajamos junto a la federación en un compendio de pautas y recomendaciones a la espera de que las autoridades puedan definir y evaluar un protocolo acorde al sector”, y detalló: “Tuvimos el asesoramiento del Centro de Estudios Epidemiológicos de la Argentina junto a infectólogos de los más reconocidos del país, el equipo de trabajo lo estuvo coordinando el doctor Gustavo Lopardo que forma parte del equipo de asesores del Ministerio de Salud. Estuvimos trabajando en ideas generales que son aplicables a todo el país y que obviamente estamos presentando a todos los gobiernos para que nos tomen en cuenta a la hora de flexibilizar la actividad de la gastronomía, lo mismo estamos haciendo con hotelería, pero aun no le hemos presentado porque falta para este rubro un tiempo más”.

Según comentó Lunzevich “se ha trabajado en un plan razonable fundamentados desde el punto de vista técnico por los infectólogos y que son totalmente aplicables y creemos que son muy viables”, aunque entienden desde el sector que “claramente hay algo que nos excede a los prestadores, que es que para que los establecimientos funcionen tiene que poder trasladarse a nuestros espacios los clientes y como tenemos una restricción muy importante de horarios donde nadie puede circular después de las 21:00 horas necesitamos que se flexibilice eso primero. Estamos en comunicación y conversación con las autoridades para que se vayan viendo las dos cosas”.

Consultado sobre las expectativas de poder ser uno de los próximos rubros habilitados, manifestó: “Nosotros creemos que a partir del 24 en ciudades como las nuestras vamos a poder, tal vez, dar un paso más en la flexibilización. Incluso en distintas provincias esto ya se está dando y por ahora ha dado buen resultado. Creemos que es muy probable que se pueda avanzar, pero si no se flexibiliza el movimiento de la agente no sirve de nada que podamos abrir”.

Por último, se refirió a los aspectos más salientes del protocolo presentado. “Una cosa central en el protocolo es el estricto control en la manipulación de alimentos, controles en la cadena de proveedores, de la llegada de la mercadería, el uso de los barbijos por parte de todo el personal, uso de sanitizantes permanente y distanciamiento social en la mesa, lo que hemos planteado 4 personas cada 10 metros cuadrados. Con una reducción aproximada del 50% de la capacidad de cada establecimiento”.


COMENTARIOS