Neuquén

Docentes le reconstruyen la casa a una alumna en el oeste

Después de un año, una nena de 14 años no deberá ir al baño del vecino cada vez que quiera. La escuela se organizó y está pidiendo donaciones para terminársela.

COMPARTÍ ESTA NOTA

La madre aún no sabe cómo agradecer a la escuela que asiste su hija, mientras el preceptor de la institución se convirtió en el maestro mayor de obra de un sueño que parecía lejano. "Hace un año y medio esta familia no tiene baño, porque el pozo ciego colapsó y tiene que ir al del vecino", aseguró Oscar, quien dejó de tomar asistencia y pasó a decir presente en la vida de esta familia.

Eran las 9 de la mañana. La puerta aclara que ese domicilio era el Lote 4 de la Manzana G, de la familia Alarcón en la Toma Las Flores, a 50 metros de Avenida del Trabajador. Los perros resonaron y marcaron que alguien que no pertenecía a la rutina habitual había llegado. Stella, de 42 años, con poco abrigo y una sonrisa dio la bienvenida a este preceptor y tres de los docentes.

El equipo de obra comenzó a hacer mediciones y a realizar un nuevo pozo ciego, mientras Stella contó que, cuando despierta ella o sus hijas, salen afuera para ver si su vecina tiene la persiana levantada. Esa es la señal para vaciar el tacho que se utiliza como inodoro por las noches. "Ahí abrió", amagó a ir, pero al ver su casa repleta de gente su vergüenza postergó el encuentro.

La hija más grande tiene 14 años y asiste a la Escuela Nuestra Señora de la Guardia, un colegio que trabaja con chicos carentes de recursos. Tiene una currícula distintas, ya que aborda temáticas como bioconstrucción, economía popular feminista y, por sobre todo, analiza la educación en un plano elemental de sus alumnos. "Si uno de nuestros alumnos no puede comer, no va a poder estudiar. Por eso intentamos trabajar en todos los aspectos de los chicos, en donde sabemos que por ahí estamos cubriendo un trabajo que no es nuestro... pero siempre lo intentamos", aseguró la directora, María Inés Cafiero.

Bajo este concepto de la escuela, la alumna de 14 años aseguró hace algunas semanas que tenía un problema. El cuerpo docente evaluó la situación y decidió actuar. Empezaron una colecta de materiales y elementos de construcción, y los docentes pusieron el cuerpo y la mano de obra.

Reconstrucción del hogar

Oscar es quien tomó la jefatura de la obra porque según dentro de la escuela "es el que más sabe". "Está casa le hace falta un nuevo pozo ciego, que es lo primero que estamos construyendo, y luego hace falta un techo, ya que el que tenía se lo robaron e hicieron este con cartón. También hay que hacerle todo el revoque en la casa porque cuando llueve se le llena de humedad toda la casa", aseguró el preceptor.

Además, la madre aseguró: "Cuando llueve, yo me quedo inmóvil, tengo artritis en todo el cuerpo y no me puedo mover". A su vez, padece diabetes y, según ella, "todas las enfermedades habidas" que si las cuenta nadie le creerá. "Cuando estaba construyendo la casa, estaba armando el techo y una de mis hijas, las que ahora tiene 11, se escapó y se fue a la calle. Le grité, pero no me escuchaba y desde la altura ví un auto que se acercaba y entonces intenté bajar rápido y me caí de espalda al piso. Desperté en el hospital y me había roto la espalda, y ahora no puedo caminar ni 5 cuadras", contó.

Sin poder hacer fuerza ni matenterse mucho tiempo de pie, Stella acompañó junto con sus dos hijas en medio del viento y del frío en el patio de su casa. El preceptor y los docentes estuvieron durante 8 horas trabajando en el pozo ciego. "Hicimos el 80% ya, pero para el final de la semana terminamos esta parte", confirmó Oscar, quien pide que desde las empresas o las personas que puedan colaborar, lo hagan: "Estamos necesitando chapas de 4 metros, cemento, arena, caños de 110, algo de cables, cajas de luz, una térmica y hasta una puerta, porque hace una semanas le entraron a robar y se la rompieron".

A su vez, dejaron un número: CBU 0970022213002191530023 - ALIAS: ESCUELAGUARDIA , para poder hacer donaciones con los montos que se pueda, que "todos serán bienvenidos e irán destinados a esta casa". Además, piden enviar un "AVISO DE TRANSFERENCIA" por Whatsapp al 2996240764 o por email a [email protected]

Al parecer, y gracias al trabajo de los docentes de la escuela, este Día del niño las dos nenas que viven en esa casa, de 11 y 14 años, podrán gozar de un baño digno gracias al trabajo integral y a la predisposición de esta Escuela. (LMNeuquén)


COMENTARIOS