Por el aislamiento

Cerró otro gimnasio y la situación se complica

En este caso, se trata de “Las Olas Gym”, desde donde anunciaron ayer que también deben cerrar las puertas ante la falta de ingresos por las fases de aislamiento decididas para combatir al Coronavirus. Las canchas de fútbol también están en crisis.

Los gimnasios ya perdieron todos los ahorros para aguantar.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Está claro que hay diferentes sectores y rubros a los cuales las fases de aislamiento los han complicado de sobremanera.

Dentro del deporte, los gimnasios privados y las canchas de alquiler para fútbol fueron, quizás, los que más evidenciaron una situación que se torna incontenible.

A lo largo del periodo de marzo a esta parte, fueron varios los que tuvieron que suspender sus actividades o directamente cerrar.

En este caso, con un panorama más que complicado en la ciudad, ayer hizo oficial su cierre el gimnasio “Las Olas”, de los más reconocidos de Río Gallegos.

Angie, a cargo del mismo, lo hizo público en la cuenta de Facebook del gimnasio, indicando: “Ante la situación que todos vivimos y no es necesario explicar, decidí cerrar el gimnasio”.

“Dicha situación no fue nada fácil, me entristece, no quería haberla tomado, pero no puedo sostener la apertura del negocio”, afirmó.

Según la propietaria, no tiene manera de sostener la situación “ante tanta incertidumbre”, aunque aclaró: “No me falta amor por lo que hago”.

 

Complicados

Tanto en el rubro gimnasios, como canchas de alquiler, le han buscado la vuelta tratando de alquilar las máquinas o con clases virtuales en el caso de los gimnasios, o para entrenamientos individuales en algunas canchas de fútbol.

Pero lo cierto es que con eso no alcanza para sostener los gastos de alquiler, sueldos y diferentes situaciones que tienen que afrontar a diario, por lo que ya han advertido de esto, solicitando ayuda por parte del Gobierno.

En este caso, Angie expresó: “El gimnasio Las Olas, tal cual lo conocimos hasta marzo, cierra, pero no significa que perdure de otro modo, y cuando estén dadas las condiciones reales, quizás volver con una nueva propuesta”.
Además, se despidió indicando: “Los tiempos son difíciles y los conflictos son obstáculos, pero prefiero pensar que son motivos para nuevas oportunidades”.
 


COMENTARIOS