Perito Moreno

Casarini fue procesado y recuperó su libertad

Se trata de Harol Omar Casarini, quien el pasado domingo 10 de este mes protagonizó junto a su hermana un bochornoso hecho, cuando agredieron a dos policías por interrumpir la fiesta que estaban realizando. Ayer el juez que intervine le dictó el procesamiento y dispuso que fije domicilio. 

El juez decidió el procesamiento de Casarini.
COMPARTÍ ESTA NOTA

A 11 días de agresión que sufriera una Cabo de Policía cuando se presentaron en el club Hípico de Perito Moreno debido a que había una reunión, el juez que interviene en la causa se expidió.

Tal como lo informara TiempoSur, la policía de Perito Moreno, se acercó al Club Hípico donde explicaron que debían retirarse del lugar, para dar cumplimiento al DNU 297/20, por lo que varias personas se retiraron y otras se quedaron haciendo caso omiso. Ante esta situación el personal procedió a identificarlos, pero en esos momentos, se tornaron agresivos, en especial la concejal Valeria Casarini y su hermano Haro Omar Casarini, ambos primos del intendente de la localidad.

Por el hecho una Cabo de Policía sufrió un fuerte golpe en la cabeza, por el que perdió la conciencia y fue asistida en el nosocomio local, mientras que ayer fue derivada al Hospital de Caleta Olivia, donde le realizaron varios exámenes complejos, para luego ser dada de alta, pero con carpeta médica hasta que se desinflame el golpe dado que le afectó el oído ya que no escucha bien. Pero desde la fuerza aclararon que los médicos les aseguraron que va a evolucionar favorablemente.

TiempoSur pudo conocer que en la tarde de ayer, pasadas las 19:00, el juez que interviene en la causa decidió procesar a Casarini, pero sin presión, por lo que debió fijar domicilio.

 

Renuncia indeclinable

Por otra parte, se conoció que la ex concejal Valeria Casarini escribió una extensa misiva para comunicarle al pueblo de Perito Moreno, su decisión de renunciar su cargo.

La misiva comienza diciendo: “Hola a todos. Deseo comunicarles con mucho respeto que he decidido presentar la Renuncia al cargo de concejal para el cual había sido elegida. La decisión adoptada es muy personal y obedece a que entiendo que debe primar siempre el respeto por las instituciones, el diálogo y las buenas relaciones dentro de una comunidad. La misma es de carácter indeclinable, por razones personales y de conocimiento público. Independientemente de que podría haber utilizado los plazos judiciales correspondientes y/o los vacíos administrativos para quedarme en el cargo de concejal, al cual llegue a través del voto popular, he decidido por una cuestión ética y moral, priorizar la honorabilidad del cuerpo deliberante, la salud de mis padres y el buen nombre de mi familia, que estuvieron puestos en juego.

Quiero remitirme junto con ustedes al mes de mayo de 2019, donde yo no era concejal y no existía esta situación de pandemia. En ese entonces, yo era una comerciante de permanente diálogo y vínculo con toda la comunidad. En aquel entonces yo creí en un proyecto político al cual apoyé, y continúo apoyando, convencida de poder generar grandes cambios a los ciudadanos de Perito Moreno y de la Provincia de Santa Cruz.

Deseo expresar que entiendo que la búsqueda de la justicia debe lograrse desde un lugar de ciudadana común, del lugar que siempre tuve, del lugar de vecina de la localidad que se pone a disposición de la justicia para todo lo que llegare a requerir.

Asimismo, con absoluta sinceridad manifiesto que estoy plenamente a disposición de los involucrados para todo lo que pudieran necesitar.

Como párrafo aparte quiero agradecer a toda la gente que siempre estuvo, a todos los que llamaron a cada instante, a quienes nunca dudaron de nuestra integridad. Simplemente gracias. En momentos duros, tristes y rozando lo injusto, fueron una caricia al alma.

Bien podría haberme victimizado por el acoso virtual y desmedido que padezco en las redes sociales y medios de comunicación. Pero no está en mis genes el hacerlo o hacerme la víctima. Por el contrario, me hago responsable de mis actos. El proceso judicial será quien determine si tengo culpabilidad o no. Será la Justicia quien dicte tal veredicto, esa Justicia en la cual creo a ciegas.

A pesar de haber sido ya condenada por algunas personas que aceleradamente emitieron juicios de valor, empujadas por emociones personales. De igual forma a todos ellos va mi comprensión, en mi vida aprendí a pedir disculpas y también aprendí a disculpar.

A toda la gente que nos acompañó, que creyó en mí y en nuestra agrupación, deseo darles toda la tranquilidad y todo mi afecto. Yo desde mi lugar siempre apoyaré la idea superadora y enriquecedora a favor de la gente, y a favor de quienes necesitan.

A todos quienes se apoyaron en mis ideales, quiero que sepan que siempre estuve, estoy y seguiré estando a su lado. Apoyándolos, en sus ideas, instándolos en la búsqueda de sus objetivos, y en el encuentro de sus sueños. No dejo mi cargo para alejarme de ustedes, muy por el contrario, ESTARÉ MAS A SU LADO QUE NUNCA.

Tomo una decisión personal a favor de la integridad familiar y del esclarecimiento judicial. Ojalá la paz, las buenas intenciones y la Justicia prime sobre todas las voluntades. Gracias a todos.

Con mucho cariño. Valeria Casarini”, concluye la misiva.


COMENTARIOS