Liga Independiente

Fútbol barrial con público

Los delegados de los clubes firmaron días atrás una nota pidiéndole al intendente Pablo Grasso por la vuelta de los torneos. El funcionario no sólo les respondió la misma sino que les prometió una visita. Ayer, cumplió con esto. Pasó por la sede de la AIFB a hablar un rato con alguno de los referentes de los clubes. El encuentro fue por demás positivo. Tanto que acordaron volver a jugar con la Primera, los Súper y las Divisiones Inferiores a partir del 10 de abril. La otra novedad será con la presencia de público. Limitado este, de acuerdo al protocolo sanitario.  

Grasso pasó por la AIFB y dejó más que contentos a todos.
Grasso pasó por la AIFB y dejó más que contentos a todos.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Hace varias semanas, la gente de provincia y del municipio se puso casi de acuerdo en permitirles a los deportes volver a competir. Esto, después de un año, el 2020, en el que tuvieron prohibido hacerlo como consecuencia de la pandemia del COVID-19. Pero esa vuelta quedó en algunos casos pendiente. Es que dentro del protocolo sanitario aprobado por las autoridades correspondientes, había ciertos temas que hacían casi imposible el regreso. Por cuestiones que tenían que ver con la organización y la logística de las diferentes disciplinas. Uno de los deportes que se encontró con dificultad para volver a jugar fue el fútbol. Y en especial, el de la Asociación Independiente de los Barrios. El punto de mayor traba para el torneo más convocante de la ciudad tenía que ver justamente con la presencia de público en los partidos. O, en este caso, de la no presencia. La obligación de tener que jugar los encuentros a puertas cerradas era algo que atentaban organizativamente contra el regreso de los torneos de la liga barrial. No por una cuestión de capricho o falta de voluntad de sus dirigentes sino más bien por una la imposibilidad de cumplir con esa norma. Justificado esto en la infraestructura con la que cuenta la AIFB. Las canchas en dónde habitualmente se juega la Liga Independiente no están preparadas para que los partidos sean a puertas cerradas. Por la simple razón que no existe valla alguna de contención. Ni cerco perimetral ni nada que se le parezca. El cumplir con la norma, entonces, iba a implicar un gasto extra que los clubes no estaban dispuestos a soportar. Lisa y llanamente porque no tenían bolsillo como para hacerlo.

Los Senior fueron los únicos que, desde un primer momento, se mostraron dispuestos a bancarse el juego. Esto, alquilando las canchas de la Liga Sur para poder terminar con su campeonato. La otra opción también implicaba un gasto grande. Operativo y económico. Contratar personal de seguridad que se encargue del control de ingreso cera era la opción B. Poco viable también.

La desazón ganó por uno momento. A tal punto que los delegados de los Súper, la Primera y las Divisiones Formativas decidieron entrar en un cuarto intermedio. Volvieron del parate con las ganas renovadas. E ideas para poder cumplir con lo exigido por el protocolo sanitario.

En las últimas reuniones se preparó un plan de acción. Además, se redactó una nota, que llevó la firma de todos, y la misma fue presentada al intendente Pablo Grasso. El funcionario municipal respondió la misma casi de manera inmediata. Y no sólo eso, sino que hasta prometió una visita a la AIFB. La misma se produjo ayer por la tarde. Grasso pasó por la sede del Barrio Belgrano a hablar con alguno de los principales referentes de la Liga Independiente. La charla no podía haber terminado mejor. Con acuerdo. Este, para volver a jugar, claro. Así sucederá entonces a partir del 10 de abril.

La otra buena nueva, es que será con público. Limitado este en la cantidad, pero público al fin. De acuerdo con el protocolo sanitario, hasta un máximo de 100 personas estarían habilitadas para poder presenciar cada partido. Se apelaría, en principio, a la responsabilidad de cada club para poder cumplir con esta norma.

Es importante mencionar, además, que los torneos se retomarán en el punto en el que quedaron cuando arrancó la cuarentena, en marzo del año pasado.   

La semana que viene las categorías tendrán su reunión habitual. De estas, saldrá la primera gran programación de este 2021.

La cuenta regresiva, entonces, ya empezó.   

COMENTÁ