Caso Sánchez

La apelación para que se procese a la pareja de policía por "instigación al suicidio"

En los argumentos presentados ante el Juez de Recursos, la letrada que patrocina a la familia de Fabricio Sánchez, reclamó además la no realización de un autopsia e investigar al médico forense. La teoría de que el joven agarró el arma con las dos manos cuando le apuntaban para intentar quitársela. 

  • 12/06/2019 • 10:41
La familia cree que a Fabricio lo mataron.
COMPARTÍ ESTA NOTA

El pasado 3 de junio el juez Guillermo Ghio de Las Heras decretó la falta de mérito a la oficial de policía Jessica Di Pieri, quien había sido imputada por el mismo magistrado, en el suicidio de su pareja, Fabricio Sánchez, sucedido el 15 de julio de 2016.

Ayer la abogada de la familia apeló ante el Juez de Recursos y detalló las posibles inconsistencias. Pidió se procese a De Pieri por el delito de "instigación a cometer suicidio", aunque no se descartó homicidio.

En el escrito presentado ante el juez Meyer, señaló que existe un "importante cúmulo de pruebas para producir".

Una de ellas, como lo había adelantado este medio, es que nunca se le realizó una autopsia al cuerpo de Sánchez, sino "un informe cadavérico". (Este dato la querella lo conoció recién en agosto del año pasado).

La abogada Rosa Razuri advirtió que el cuerpo forense solo envió nueve fotos pero del rostro del joven "sin radiografías, sin grabaciones, sin haber jamás abierto el cuerpo de Sánchez, lo que impide saber la verdadera causa de su muerte. Ya que también cabe la posibilidad, de que Fabricio haya recibido otras lesiones, que ante la gravedad de su herida en la cabeza, los médicos no se hayan dado cuenta. Sobre todo, teniendo en cuenta la violencia desplegada por Di Pieri, el día de los hechos", fundamentó.

En esta línea marcó la obvia importancia  de una autopsia por lo que el médico a cargo -Dr. Vera Maidana- habría incurrido "en una grave falta", ante lo cual ordenó "una investigación paralela, respecto del actuar del médico forense Dr. Vera Maidana por la posible comisión del delito de Incumplimiento de los Deberes de Funcionario Público, Encubrimiento agravado por su condición de funcionario público".

Otro punto que precisó fue que a la fecha no declararon ante la Justicia "la persona que trasladó el cuerpo a la morgue", ni los compañeros de Sánchez "que sabían de los actos obsesivos de Di Pieri, y de las amenazas verbales y con el arma, que ella enfría a la víctima".

Nuevamente, como lo publicó este medio,  el fundamento apuntó a la pericia psicológica post mortem realizada a Sánchez, cuyo resultado del equipo de peritos, expuso que "nunca pensó en suicidarse".

"La Autopsia Psicológica dice que Fabricio no tuvo un plan suicida, pero si se autoagredió fue instigado por Di Pieri, aunque no descarta una agresión externa. En cualquiera de las dos opciones Di Pieri es culpable. Ya sea como instigadora a cometer suicidio o como homicidio. De manera que jamás cabe la posibilidad de la falta de mérito", advirtió la letrada.

Esa noche, en la que acudió la policía  luego de un llamado de Di Pieri, la mujer estaba recién bañada, lo que podría haber posibilitado que sea el resultado negativo de la pericia.

…"Puede deberse higienizado antes que llamara a la policía. Por eso Muñoz y Steinkan (policías) dicen que Di Pieri estaba con el pelo mojado, en short con medias blancas, como si recién se hubiera bañado. Y no olvidemos que ella es de Criminalística, de manera que sabe cómo burlar las pruebas, o alterar una escena del crimen", subrayó.

A esto agregó que "por eso no se encontró el proyectil, ya que está en la pared contraria a la que los peritos la buscaron. Por eso pasó mucho tiempo, entre el disparo y la llamada a la policía. Por eso existe tanta sangre adentro del ropero, pues cuando ella lo mató, el cuerpo se fue hacia adelante, y Di Pieri lo agarró y lo tiró hacia atrás. En ese momento se produce la mancha de arrastre".

En tanto, recordó que "el rodado de propiedad de la víctima, tiene dos ruedas rotas por cuchillos, un vidrio trasero del acompañante roto, con una piedra de enormes dimensiones, que fue arrojado por Di Pieri. Fabricio se quería ir, pero ella no le permitió, con su violencia. En el baúl del auto, estaba toda la ropa de Fabricio, en clara señal de su voluntad de irse. Es más él le había avisado a su madre, que al otro día iría a Piedra Buena y se quedaría una semana. Pero Di Pieri, no lo dejó salir de la casa. Le dañó el auto, y como la víctima estaba decidida a irse, y ella no aceptó esa decisión".

Indicó que hace poco tiempo pudieron conocer la trayectoria de la bala "dentro del cráneo del fallecido tuvo una muy pequeña desviación hacia arriba, es decir que casi fue recta la trayectoria. Entonces, ¿por qué se encontró un impacto de bala en el techo de la habitación y con restos de sangre?", preguntó la abogada.

Además resaltó según el barrido electrónico que dio positivo en ambas manos de la víctima pero negativo en ambas manos de Di Pieri, la letrada resaltó que "la mayoría de los suicidas se colocan el tiro en el parierto frontal, y no en la región trasera de la cabeza, y menos aún con ambas manos. Me pregunto, ¿no habrá tratado Fabricio sacarse el arma, cuando le apuntaba Di Pieri, por eso tomó el arma con ambas manos?".