Ciudad

Hallar una empresa que se encargue del servicio de colectivos se tornó una labor a contrarreloj

Quedó desierto el primer llamado a licitación para la adjudicación del transporte público de pasajeros de Río Gallegos. En qué fallaron las charlas previas que hubo con aquellas que mostraron interés en desembarcar en la localidad. Se fijará una nueva fecha con la intención de abrir sobres, mientras siguen las charlas con Montecristo para que extienda su servicio.

  • 21/12/2018 • 07:54
Jorge Caminitti, secretario de Gobierno Municipal. (C. R)
COMPARTÍ ESTA NOTA

Hubo reuniones previas entre empresarios y funcionarios municipales, también se fijó el precio del boleto de colectivo, hubo representantes de empresas aspirantes a quedarse con el servicio del transporte público de pasajeros de la ciudad que analizaron los recorridos de las líneas e incluso se acordó con Montecristo extender su contrato, pero tras un llamado a licitación la situación continúa inestable.

Sucedió que luego del anuncio efectivamente en el día de ayer a las 14:00 se anunció el acto de apertura de sobres en la Municipalidad de Río Gallegos por la adjudicación del servicio de colectivos en el ejido urbano de la ciudad capital ante la retirada de la actual. No obstante, la misma quedó desierta, dado que ninguna empresa compró el pliego licitatorio, por lo tanto, al no presentarse firma alguna, se postergó hasta un segundo llamado, con fecha a definir por las autoridades comunales.

Si bien desde el propio municipio se reconoció que se estaba trabajando al límite, sin deslizar mucho nombre se expuso que había dos empresas de transportes interesadas en recorrer las calles de Río Gallegos. Pero por qué la licitación habrá quedado desierta.

En diálogo con este medio el secretario de Gobierno Municipal, Jorge Caminitti, consideró que temas como el subsidio, el costo del boleto y el cambio en los valores que se deberá abonar por unidad tal vez desalentaron. De todos modos remarcó que se sigue trabajando y continúan dialogando con las empresas interesadas en brindar el servicio de forma diaria. 

Con la firma que también siguen en diálogo, incluso ayer mismo lo reanudaron, fue con Montecristo. Ésta finalizará la extensión de su contrato a principio de enero de 2019, pero con esta no tan buena novedad la Municipalidad tendrá la tarea de ver de qué manera el servicio continúa sin interrupciones.

“El transporte va a tener que seguir, nosotros lo tenemos que garantizar”, remarcó el funcionario municipal, quien aseguró: “Estamos a contrarreloj haciéndolo”.

 

Qué pasará con los choferes

En este marco de pocas precisiones, días atrás el secretario general de la UTA, Rubén Aguilera, se refirió a la escasez de servicios y de unidades en la actual empresa de colectivos en Río Gallegos. En tal sentido indicó que el poder concedente (por el Municipio) dice “es lo que hay”, y ante ello, señaló que “estamos con un Municipio muy conformista por lo que se ve”.

Más tarde, Aguilera indicó que tuvieron contacto  con la empresa que presta servicios en Caleta Olivia, pero no así con la empresa de Trelew. “Se han sentado a negociar con el Municipio y pensarán que con eso finaliza todo, pero nosotros estamos a la expectativa de lo que va a definir el Municipio”, manifestó.

Por otro lado, dejó en claro que “el convenio colectivo es uno solo en todo el país” y que “la diferencia que tenemos con Trelew es el porcentaje de zona desfavorable, ya que tenemos un 25% más”. 

“Si es la empresa que va a dar inicio ya tenemos un enero conflictivo”, advirtió.