Debate abierto

Los concejales, contra la privatización de la recolección

Cuatro ediles sentaron posición respecto de una idea que planteó el diputado Santiago Gómez y en medio de declaraciones del intendente Giubetich, quien no descartó esa posibilidad. Roquel, Leguizamón, Echazú y Medvedovsky se oponen a la iniciativa.

  • 31/10/2018 • 11:59
Los concejales no están de acuerdo con la iniciativa.
COMPARTÍ ESTA NOTA

“Privatizar el servicio de recolección de basura es la mejor opción”, afirmó el diputado Santiago Gómez el 23 de septiembre y a partir de allí el inicio del debate para un problema siempre vigente como el de la recolección en Río Gallegos.

Las quejas de los vecinos siempre están y la solución definitiva para optimizar el servicio no aparece, sumado a un conflicto vigente entre el nuevo director del área en el Municipio y los trabajadores del servicio de recolección, quienes iniciaron medidas, manifestándose en el corralón.

Ayer, Giubetich dijo en Tiempo FM que observaron encuestas realizadas al respecto en medios de comunicación de la ciudad y que  es algo que tiene “en mente” de continuar los problemas en el sector.

Esto motivó que TiempoSur decidiera sumar las opiniones de cuatro concejales, quienes coincidieron en que la idea de privatizar el servicio no es la mejor alternativa ni la solución en este momento.

 

LE BAJARON EL PULGAR

El primero en opinar del tema fue el concejal de la UCR, Daniel Roquel, quien indicó que el problema de la recolección pasa más, primero, por la falta de camiones y luego por la forma en la que se está haciendo la recolección.

“Yo presenté un proyecto de ordenanza prohibiendo la recolección en las esquinas, teniendo que hacerla directamente desde el canasto de la basura en cada sector para que el Municipio pueda disponer la logística, haciéndolo lunes, miércoles y viernes en calles paralelas a la calle San Martín y martes, jueves y sábado en las perpendiculares a la calle San Martín para poder mejorar el servicio de recolección”, advirtió.

Luego agregó: “De todas formas, no estoy de acuerdo con la privatización, porque una empresa privatizada de recolección sale muchísimo dinero y hoy el Municipio no puede pagar el subsidio del transporte público, así que imaginate cuando no le pague a la empresa que hace la recolección. Nos cortarían el sistema de recolección y estamos en la misma”.

Roquel sostuvo que “hoy hay recolectores que cobran más sueldo que el Intendente”, por lo que le parece que hay que trabajar “para que los directores aprieten las clavijas y que el sistema de recolección funcione”.

Indicó que hoy en la ciudad hay seis camiones para esto, cuando debería haber 10 o 12, aunque advirtió que “haciendo trabajar siete horas a los recolectores, con otro sistema, la ciudad podría estar mucho más limpia”.

Por la UCR, otro que sentó posición fue el concejal Fabián Leguizamón, quien dijo que hay que tener en cuenta dos cosas antes de plantear algo así, asegurando que el servicio de recolección no está bien y que si hoy hay un conflicto es porque se está planteando una forma de trabajar diferente a la que hasta ahora se hace.

“Sin embargo, plantear la privatización del servicio me parece una exageración, porque lo que hay que tener en cuenta que hoy el 30 por ciento de la población está pagando sus impuestos y ese porcentaje le está pagando el servicio al otro 70 por ciento. Entonces, si se privatiza es en base a lo que recauda el Municipio, que está cobrando sólo el 30 por ciento, por lo que terminás subsidiando a una empresa privada como es el caso del transporte, y vas a depender de la situación económica que tengas en ese momento”, aseguró.

Entre otras cosas, dijo que también hay que tener en cuenta que los gremios que tienen estas empresas son de camioneros y no el SOEM, afirmando que se está hablando de un panorama totalmente diferente.

“Creo que si cada uno hace lo que tiene que hacer, y los dirigentes están a la altura de las circunstancias, y hablo de los cargos políticos, esto se puede mejorar. Pero convengamos que esto sucede hace mucho tiempo y lo que hay que hacer es adecuar la situación a la realidad que tenemos todos los vecinos, porque constantemente hay una queja diaria de la recolección”, finalizó.

 

“PARA NADA DE ACUERDO”

Así lo indicó el concejal Martín Medvedovsky, quien aseguró no estar de acuerdo “para nada con privatizar la recolección”, señalando que “ese es un planteo de un empresario que desprecia el trabajo del empleado público y no cree en su capacidad para brindar un servicio”.

Según dijo, la solución es que el intendente Giubetich “arregle su pésima gestión” y que trabaje en conjunto con todo su equipo y de forma presencial para que, de a poco, mejore el servicio, garantizando los recursos básicos para el sector y que después capacite, ordene y adecúe todo el funcionamiento a la realidad actual.

Medvedovsky indicó que es necesario que se trabaje para mejorar la flota de camiones y el mantenimiento necesario de los mismos.

Además, se preguntó: “¿Qué pasaría con el personal si se privatiza el sector? ¿Qué propuesta tendría Santiago Gómez para eso? ¿Despidos masivos? ¿De dónde saldría el dinero para pagar a una empresa que realice ese servicio? La gestión municipal actual no tiene ni para mejorar la oferta para el transporte público”, sentenció.

El edil afirmó que “es imposible que pueda pensar en contratar una empresa para intentar garantizar y mejorar la recolección de residuos porque no puede cumplir con una empresa que ni la controla. Entonces, menos con dos”.

Para finalizar, dijo que “Santiago Gómez debería usar su tiempo para ayudar al Intendente para ver cómo mejora su gestión y no para que se privaticen los servicios con ajuste y despidos”.

Otro que fue tajante en sus declaraciones fue el concejal Eloy Echazú, que no dudó en sumarse al rechazo a la iniciativa, advirtiendo que la solución no pasa por privatizar, sino por optimizar lo que se tiene, con una política del trabajo del Ejecutivo municipal para la compra de camiones.

“Ellos hicieron un “leasing” para comprar camiones, pero se acordaron el último año, cuando tendrían que haber hecho eso apenas ingresaron a la Municipalidad”, advirtió.

Echazú aseveró que es tarea del Municipio optimizar no sólo el servicio de recolección, sino cada uno de los que tiene que brindarles a los vecinos de la ciudad, “porque es responsabilidad de ellos y para eso ganaron” las elecciones.

A fin de cuentas, dijo que no está de acuerdo con la privatización, acentuando la necesidad de trabajar para mejorar el servicio de recolección, trabajar con el personal, comprar más camiones y “hacerse cargo, pensando en el personal que actualmente tiene ahí”.


El caso de Punta Arenas

En el origen de este debate, el diputado Santiago Gómez instó a los responsables de la recolección urbana a “no desestimar la posibilidad de privatizarla, visto que es un problema a resolver de todas las gestiones municipales que pasaron. Una concesión no significa despedir gente, es cambiar la manera de trabajar”, subrayó.

“He tenido comunicación con el Director de Aseo y Ornato de la localidad chilena para acceder a detalles respecto a la concientización sobre el manejo de residuos; a la concesión del servicio de recolección; y a los procedimientos y recursos para el mantenimiento de la ciudad limpia”, aseguró.

En este marco, comentó que la inversión “no es onerosa y no demanda mayor esfuerzo de los vecinos, quienes tendrán un servicio eficiente como se merecen. Privatizar el servicio de recolección de basura es la mejor opción”, concluyó.


LEA ATENTAMENTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio de los términos y condiciones podrá ser denunciado para luego quedar eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación de los términos y condiciones.
COMENTÁ, ESTAS EN TiempoSur
Límite de caracteres: 1000