Otro fue salvado en Deseado

Un joven se tiró al Lago Buenos Aires para refrescarse y murió

El domingo varias personas arriesgaron sus vidas sin dudarlo, para recatar a dos jóvenes que se estaban ahogando. Uno de los hechos sucedió en la ciudad de Los Antiguos, donde Gastón Peralta perdió la vida a pesar de los esfuerzos que se realizaron. 

  • 06/02/2018 • 07:29
Peralta se arrojó del muelle, cuando sufrió dolores musculares que provocaron que se acalambre.
COMPARTÍ ESTA NOTA

En la jornada del domingo y disfrutando de las altas temperaturas que se registraron el norte provincial, los vecinos se agolparon a pasar el día en los ríos y costaneras. Pero en las localidades de Los Antiguos y de Puerto Deseado se vivieron horas de máxima tensión ya que dos jóvenes que querían refrescarse sufrieron algunos problemas, uno de ellos falleció y el otro se encuentra internado con respiración asistida.

El trágico accidente se registró en horas de la tarde en la localidad de Los Antiguos, donde la temperatura registraba 32 grados. Allí alrededor de las 17:00 un joven se arrojó desde el muelle y sintió dolores musculares que provocaron que se acalambre.

La víctima solicitó ayuda y dos personas se arrojaron para lograr rescatarlo. Estos también tuvieron inconvenientes en el rescate y por ese motivo, testigos alertaron a efectivos de Prefectura Naval Argentina, y al menos dos efectivos se arrojaron y rescataron a una mujer y un hombre.

En tanto, minutos después lograron rescatar al joven de 21 años quien se hallaba sin signos vitales debido a estuvo varios minutos debajo del agua.

Al llevarlo a la costa le realizaron RCP y primeros auxilios, aunque no lograron reanimarlo. Una ambulancia llegó al lugar y médicos constataron que se hallaba sin vida.

Según se pudo saber, el joven fue identificado como Gastón Peralta de 21 años, quien era oriundo de la localidad.

 

Se tiró a la ría

Dos horas más tarde, pero en la localidad de Puerto Deseado, se registró un hecho similar, ya que varias personas, sin dudarlo, se arrojaron al agua para salvar a otro que se estaba ahogando mientras nadaba entre Las Piletas y La Cueva de los Leones en la costanera.

El joven rescatado de 27 años es Juan Pablo Cáceres, quien tuvo una leve mejoría; aunque continúa internado en terapia intensiva, inconsciente y con respirador artificial.

Por su delicado estado de salud, no es posible derivarlo pero cuenta con la asistencia permanente de un gran equipo humano del hospital además de su familia y amigos firmes al pie del cañón; sumado a la comunidad que está conmovida y ora por él.

El Director del hospital, Gustavo Mirón, contó que Cáceres logró salir de 2 paros cardio-respiratorios y que de a poco se observan pequeñas mejorías.

Sucede que estuvo sumergido más de diez minutos en la ría y tiene muy comprometidos los pulmones. Es por eso que su familia pide que lo tengan presente en sus oraciones.

Asimismo, agradecen a Jonathan Molina, al bombero Sebastián Torres, al cabo Waldo López, a Adrián "Yiyi" Giraudi y a Germán Lincomán que entre todos hicieron que el estado de salud de Juan Pablo no sea peor. (Fuentes: TiempoSur, La Prensa de Santa Cruz y Lucas Sánchez Sciaini)