Guerra Rusia-Urania

Kiev golpeada por las nevadas y cortes de energía

Oleadas de ataques rusos provocaron cortes de energía y calefacción en medio de un crudo invierno.

COMPARTÍ ESTA NOTA

En la ciudad de Kiev cayó nieve este domingo y las temperaturas rondaron el punto de congelación, mientras millones de personas en la capital ucraniana y sus alrededores luchaban contra las interrupciones del suministro eléctrico y la calefacción central causadas por las oleadas de ataques aéreos rusos.

El clima frío está aumentando gradualmente las necesidades de energía de los consumidores, incluso mientras los trabajadores de reparación se apresuran a arreglar las instalaciones eléctricas dañadas, dijo el operador de la red Ukrenergo.

 

Los productores de electricidad siguen sin poder reanudar el suministro de electricidad tras los ataques de misiles rusos del miércoles y no tienen otra opción que conservar la energía imponiendo apagones, dijo.

"El régimen de restricción del consumo sigue vigente debido al déficit de capacidad, que actualmente se sitúa en torno al 20%", sostuvo Ukrenergo en Telegram.

Moscú ha atacado infraestructuras vitales en las últimas semanas mediante oleadas de ataques aéreos que han provocado apagones generalizados y han matado a civiles. Los nuevos ataques del miércoles pasado causaron los peores daños hasta ahora en los nueve meses de conflicto, dejando a millones de personas sin luz, agua o calefacción, incluso cuando las temperaturas cayeron por debajo de 0 Celsius (32 Fahrenheit).

 

David Arakhamiya, jefe del partido del presidente Volodímir Zelenski, predijo que Rusia llevaría a cabo nuevos ataques a las infraestructuras esta semana y dijo que la semana podría ser "realmente difícil".

Zelenski señaló el sábado por la noche que había restricciones en el uso de la electricidad en 14 de las 27 regiones de Ucrania.

Las restricciones afectan a más de 100.000 clientes en cada una de las regiones, dijo. Entre las regiones afectadas se encuentran la capital, Kiev, y sus alrededores.

 

"Si el consumo aumenta por la noche, el número de cortes puede aumentar", dijo Zelenskiy en su discurso nocturno por vídeo, reiterando un llamamiento a los ciudadanos para que ahorren energía. "Esto demuestra una vez más lo importante que es ahora ahorrar energía y consumirla racionalmente", añadió.

Los meteorólogos esperan que continúen las nevadas en Kiev, una ciudad que tenía 2,8 millones de habitantes antes de la guerra, hasta mediados de la semana, mientras se prevé que las temperaturas se mantengan por debajo del punto de congelación.

COMENTÁ