Redes Sociales

En medio de la salida masiva de sus empleados, Twitter cerró sus oficinas

Con el objetivo de evitar eventuales sabotajes internos de parte de algunos empleados, la empresa recientemente adquirida por Elon Musk, anunció el cierre de sus oficinas en Estados Unidos.

En medio de la salida masiva de sus empleados, Twitter cerró sus oficinas
En medio de la salida masiva de sus empleados, Twitter cerró sus oficinas
COMPARTÍ ESTA NOTA

Luego de la salida de gran parte de su personal, Twitter decidió cerrar sus oficinas en Estados Unidos. La empresa de Elon Musk les dio tiempo a sus empleados hasta el próximo lunes 21 de noviembre para llevarse sus cosas, con el objetivo de evitar eventuales sabotajes internos.

La noticia se conoció en las últimas horas y generó mayor confusión sobre el futuro de la red social, recientemente adquirida por el también dueño de Space X y Tesla. De acuerdo con lo informado por la CNN y por Europa Press, las nuevas autoridades temen que algunos trabajadores “puedan sabotear la red social” antes de abandonar sus puestos. Asimismo, se les bloqueó el acceso a las herramientas de comunicación interna.

 

 

Como consecuencia de esto, en Twitter fueron tendencia a nivel mundial el hashtag #RIPTwitter y la frase “Cierra Twitter”, ante la posibilidad de que la salida de los empleados pueda dañar el funcionamiento de la red social y algunos usuarios plantearon otras plataformas que podrían ser utilizadas como alternativas.

Luego de unos meses de dudas en los que se especuló con que daría marcha atrás con la decisión que había anunciado, el pasado 27 de octubre Elon Musk confirmó la compra de Twitter. A través de su cuenta habló de la importancia “para el futuro de la humanidad” de “tener un lugar donde se pueda debatir de manera sana”. También afirmó que su objetivo no pasa por “hacer más dinero” sino por enriquecer el debate público.

 

“El riesgo para las plataformas sociales radica en convertirse en cámara de resonancia de la lucha entre izquierda y derecha. Algo que genera más odio y división en nuestra sociedad”, añadió.

En ese sentido, Elon Musk anunció el despido de la mitad de los empleados de Twitter y les hizo un ultimátum a los restantes trabajadores para que, en caso de quedarse, se comprometan a trabajar de forma “extremedamente dura” para mejorar la empresa.

COMENTÁ