Australia

Deportarán a una periodista británica por burlarse de la cuarentena 

Katie Hopkins, quien iba a participar del reality Gran Hermano, amenazó en un video con atender al personal del hotel desnuda y sin barbijo.  

Katie Hopkins (Imagen: AFP).
Katie Hopkins (Imagen: AFP).
COMPARTÍ ESTA NOTA

Australia deportará a la periodista británica Katie Hopkins por burlarse en las redes sociales del cierre de fronteras y la cuarentena impuestos en el país para controlar el rebrote de contagios de coronavirus que produjo la expansión de la variante Delta y que mantiene confinados a cerca de la mitad de los 25 millones de australianos.

La británica, conocida por sus comentarios antiinmigración y antifeministas, había llegado a Australia con un visado especial para participar en la próxima edición del programa Gran Hermano y cumplía, al igual que el resto de las personas que llegan desde el exterior, con el confinamiento de dos semanas requerido por las autoridades en un centro habilitado.

Este sábado, a través de un video que publicó en su cuenta de Instagram, Hopkins calificó el confinamiento y el cierre de fronteras impuestos en Australia de "fraude" y amenazó con abrirle la puerta a los trabajadores del hotel que le iban a acercar la comida desnuda y sin barbijo, incumpliendo así los protocolos de seguridad sanitaria.

Inmediatamente, Australia decidió tomar cartas sobre el asunto y la ministra del Interior, Karen Andrews, confirmó este lunes la cancelación del visado de Hopkins. 

La Agencia de Fronteras de Australia “actuó con rapidez para garantizar que la visa por la que ingresó fuera revocada” después de que aparecieron las imágenes, confirmó Andrews en diálogo con la cadena ABC.  “La sacaremos del país tan pronto como podamos solucionar eso. Claramente, ella no es alguien a quien queramos en este país por un segundo más de lo necesario”, añadió.

“El hecho de que ella estuviera allí presumiendo de haber roto la cuarentena era espantoso”, consideró Andrews. “Fue una bofetada para todos los australianos que se encuentran actualmente en cuarentena, y este es un comportamiento simplemente inaceptable. Así que, personalmente, estoy muy feliz de que se vaya”, concluyó.

La comentarista se encontraba en Australia tras haber recibido un visado especial, al igual que otras celebridades como Matt Damon y Natalie Portman, a pesar de que este país redujo a 3.000 el tope de las entradas semanales desde el exterior y aún tiene pendiente repatriar a más de 34.000 residentes y ciudadanos australianos.

Hopkins había llegado al país para participar del reality Gran Hermano Vip. Tras lo ocurrido, Seven Network y Endemol Shine Australia, los productores del programa, anunciaron que su contrato fue cancelado. “Seven y Endemol Shine condenan enérgicamente sus comentarios irresponsables e imprudentes en la cuarentena del hotel”, dijeron las dos compañías en un comunicado conjunto.

Coronavirus en Australia

Los comentarios de Hopkins, cuya cuenta Twitter fue suspendida en enero por sus mensajes de odio, se dan en un momento en que el país enfrenta un repunte de los casos de coronavirus. 

La nueva ola tiene como epicentro la ciudad de Sídney, confinada hasta el 30 de julio. También se ha expandido por otras regiones del país, como el estado Victoria, que tiene previsto extender las medidas más allá del martes, cuando terminaba en un principio el periodo de aislamiento impuesto el pasado viernes.

Este lunes, Australia registró 113 nuevos casos --98 en Sídney, 13 en Victoria y 2 en Australia del Sur-- y un muerto, el quinto durante esta ola. Desde el comienzo de la pandemia, en tanto, el país lleva acumulados 31.900 contagios y 915 fallecidos, mientras que solo se ha inmunizado con la pauta completa a un 10% de la población.

El ritmo en la campaña de vacunación, atrasada con respecto a las previsiones oficiales, así como las gestiones para combatir al coronavirus, vienen restado popularidad al primer ministro, Scott Morrison. (Página12)

COMENTÁ