Polémica

Una mamá irá presa por esconder una grabadora en el pelo de su hija

La mujer tenía la intención de espiar a su ex marido. Pasará un año en prisión y deberá pagar una multa de 2.190 euros.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Una mujer de La Coruña, en España, fue condenada a una año de prisión por esconder una grabadora en el pelo de su hija a fin de escuchar las charlas que ella tenía con su padre, su ex marido.

Su madre, es decir la abuela de la niña, también fue sentenciada y deberán pagar una multa de 2.190 euros por delito contra la intimidad además de la inhabilitación especial para el ejercicio del sufragio pasivo durante el tiempo de la condena y 12 meses de multa con una cuota diaria de 6 euros.

La ley permite evitar la cárcel si la pena es menor a un año, por lo que de momento no deberán ingresar siempre y cuando no vuelvan a delinquir en este plazo y cumplan el resto de disposiciones.

 

Las mujeres habían llevado adelante un delito similar años atrás con el mismo aparato. Fueron las trabajadoras del punto familiar donde la niña se encontraba con su padres quienes las descubrieron y denunciaron.

En las grabaciones se las escucha a ellas hablar sobre su plan y el Fiscal consideró que utilizaron a la "de modo clandestino e indiscriminado".

COMENTÁ