Info General

Campaña

Horacio Rodríguez Larreta sobre el secuestro de su padre en la dictadura: "Racing lo salvó"

El precandidato de Juntos por el Cambio recordó uno de los hechos que marcaron su niñez, cuando su padre, Horacio Rodríguez Larreta Leloir, fue secuestrado en 1977, mientras era presidente de la Academia.

  • 05/08/2023 • 08:32

En el marco de la campaña electoral hacia las PASO, el precandidato presidencial de Juntos por el Cambio (JxC), Horacio Rodríguez Larreta, recordó el secuestro de su padre durante la última dictadura cívico-militar.

 

El actual jefe de Gobierno porteño dijo que a su padre “Racing le salvó la vida”, ya que en ese momento, cuando corría 1977 y los secuestros, desaparición de personas y asesinatos por fuerzas represivas se encontraban en su clímax, Horacio Rodríguez Larreta Leloir era presidente de la institución de Avellaneda.

“Yo vivía con mi papá; mis viejos estaban separados y esa noche yo dormía con él en la cama, tendría 10 u 11 años. Vino la chica que trabajaba en casa y le dijo ‘señor, lo están buscando abajo’”, recordó el precandidato al ser entrevistado en el ciclo “Caja Negra”, de Filo News. A las puertas del domicilio, en efecto, había un Falcon verde con varios ocupantes que venían a buscar al dueño de casa, quien accedió a la solicitud sin oponer resistencia. El niño Horacio, en tanto, siguió durmiendo.

Recién al día siguiente se enteró que se habían llevado a su padre y que esa noche no había regresado regresado, y lo haría durante bastante tiempo.

“Al otro día a la mañana era raro que no estuviera. La chica dijo que lo llamaron y no volvió. Un sereno, un encargado de al lado, dijo que se lo habían llevado en un Falcon”, contó. “Estuvo chupado y zafó porque era presidente de Racing”, subrayó. Rodríguez Larreta recordó que “justo jugaba Racing contra River, en cancha de Racing... No me olvido más, ganamos 3 a 2... Y la prensa deportiva empezó a decir ‘qué pasa que el presidente de Racing no fue a ver el partido, que no está’. En ese momento, en la prensa política no aparecía nada de esto, pero él zafó porque se hizo pública su desaparición a través de los medios deportivos”.

 

De manera que por la repercusión que el caso tuvo durante esas jornadas en medios deportivos y el rol fundamental que cumplió su tío Augusto para difundir el secuestro de su padre, a los diez días fue liberado. “Racing le salvó la vida”, concluyó el precandidato presidencial.