Región de Magallanes

El “boom” de ventas que tuvo la Zona Franca de Punta Arenas

A pesar de la caída del cambio y la competencia con la Zona Franca de Río Gallegos, las ventas superaron los niveles pre pandemia. En 2021, el consumo superó los 470 millones de dólares.

Zona Franca Punta Arenas
Zona Franca Punta Arenas
COMPARTÍ ESTA NOTA

La apertura de la Zona Franca en Río Gallegos a fines de octubre del año pasado, al parecer, no impactó en las ventas de su par, en Punta Arenas, a pesar de la caída del cambio que obviamente repercute en el precio final para el turista-consumidor.

Aunque el centro comercial chileno no cuenta con estadísticas que precisen si los visitantes y las compras fueron mayormente de riogalleguenses, surge un dato que sepulta esa pregunta: lograron ventas por más de 470 millones de dólares, una cifra récord, que superó los datos antes de la pandemia.

“Estamos con el mismo flujo de visitas que prácticamente recuperó el flujo pre pandemia hacia fines del año pasado, porque el último trimestre el flujo de visitantes estaba ya prácticamente recuperado, con un orden de 26 mil visitantes diarios”, dijo Eugenio Prieto, Gerente General de Sociedad de Rentas Inmobiliarias y Concesionaria de la Zona Franca de Punta Arenas.

Prieto sostuvo que el flujo de visitantes e ingresos no mermó, pero lo que si sucede “es que las visitas de la gente son muchas más efectivas, es decir, están menos tiempo en el interior del recinto, tanto en el centro comercial, en donde se atienden las medidas de seguridad”.

Desde 2020 este centro de ventas aplicó los protocolos sanitarios que debía cumplir según la autoridad sanitaria chilena, aunque también “implementamos tecnología que no había en todos lados”.

“Fuimos pioneros en la exigencia del uso de la mascarilla, distanciamiento social, control de aforos, que existe en Chile, y es obligación controlar nuestra salud y la de nuestros locatarios, los comerciantes”, lo que “trasladó un grado de tranquilidad” en los visitantes.

 

Año récord

Sobre la apertura de la Zona Franca de Río Gallegos, Prieto sostuvo que no fue medido, ya que el turismo de compra lo realizan no sólo los argentinos, sino también extranjeros de todo el mundo e incluso turistas nacionales que visitan Punta Arenas.

“Es difícil de medir, porque no diferenciamos el origen de la compra”, precisó.

Con un dólar a 820 pesos chilenos, las ventas fueron de 388.730.619.570 pesos, es decir, 470 millones de dólares en todo el 2021.

El pago por la concesión al gobierno nacional chileno es del 28% del total de ventas, por eso en el comunicado oficial de la Zona Franca informaron que el pasado 14 de enero “se llevó a cabo el pago anual de la concesión de Sociedad de Rentas Inmobiliarias, concesionaria de Zona Franca de Punta Arenas, a la Delegación Presidencial Regional de Magallanes y la Antártica Chilena, con un total de $3.056.476.388”, lo que fue “un histórico monto, que se proyecta como el pago más alto desde el inicio de la concesión en 2007, y desde que existe la Zona Franca, consolidando a Zona Franca como la franquicia tributaria que más retorno social genera a la región de Magallanes.

La recuperación era esperada y obvia si se lo compara con 2020, año en el cual hubo una cuarentena extendida en Chile que alcanzo los siete meses, similar a nuestro país.

En esos siete meses “solo se podía comprar insumos de primera necesidad, así que fue un año con menos actividad, pero a pesar de eso, caímos solo 15% respecto al 2019, ya que la Zona Franca mantuvo su operación continua, sobre todo de viene esenciales, pero en 2021 no esperábamos este dinamismo que se dió y cuyo crecimiento fue de dos dígitos”, resaltó Prieto.

El espacio comercial inauguró un nuevo espacio de más de 5 mil metros cuadrados y durante este primer semestre el objetivo será duplicar la superficie en 22 mil m2.

“Hubo visitas de argentinos y hay mucha relación familiar entre Santa Cruz y Magallanes porque el vínculo es muy potente”, dijo.

La temporada finalizará en Semana Santa, y si bien el 2021 fue muy bueno en cuanto a ventas, este año esperan que sea de “estabilidad, más que de crecimiento”.

“Esperamos un año de consolidación, porque pondremos en marcha nuevos espacios comerciales”, destacó, y abundó: “Es un año que también tomamos con cautela al no estar en el boom del consumo que hubo en 2021, pero esperamos crecer, aunque en tasas más moderadas”.

Este “boom”, fue también en la venta de automóviles. Según los datos oficiales, en este centro comercial las ventas crecieron en 110% respecto del año anterior, con un aumento del 154%.

 

“Se alcanzó un total de $94 mil millones, con más de 14 mil unidades -entre nuevos y usados- vendidas, 2,5 veces más que el período anterior. Cifras que duplican el hasta ahora mejor año histórico 2018, donde se vendieron 7932 vehículos.

Diferenciando por zonas geográficas de la Patagonia, en Magallanes las ventas de autos llegaron a 8923 unidades. Mientras que en Aysén/Palena crecieron a 5098 unidades; ambos registros históricos para la categoría”, comunicaron.

COMENTÁ