Ley Nacional N°27.499

Dos años con Micaela

La Ley Micaela fue sancionada el 19 de diciembre de 2018. Establece la capacitación obligatoria en la temática de género y prevención de la violencia contra las mujeres para todas las personas que se desempeñen en la función pública en todos sus niveles y jerarquías en los poderes ejecutivo, legislativo y judicial de la Nación.

Micaela fue víctima de femicidio en manos de Sebastián Wagner en Gualeguay.
Micaela fue víctima de femicidio en manos de Sebastián Wagner en Gualeguay.
COMPARTÍ ESTA NOTA

La Ley N° 27.499, popularmente conocida como Ley Micaela, nació en conmemoración a Micaela García, una joven de 21 años y militante del Movimiento Evita, quien fue víctima de femicidio en manos de Sebastián Wagner en Gualeguay Entre Ríos, el primero de abril de 2017.

El femicidio visibilizó, como otros, las fallas en la intervención estatal por falta de perspectiva de género y evidenció la urgencia de capacitar en materia de género a todas las personas que cumplen funciones en el Estado, en pos de construir políticas públicas integrales que enfrenten las desigualdades de género, las discriminaciones y apunten a terminar con las violencias hacia las mujeres y las personas LGTBI+.

La Ley Micaela a la cual la provincia de Santa Cruz adhirió mediante Ley N°3642 del 28 de marzo del 2019 y que fue promulgada a través del Decreto N°0336 establece la capacitación obligatoria en temas de género para todas las personas que integran los tres poderes del Estado.

Deconstruir

Como autoridad de aplicación de la Ley 27.499, el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad propone lograr su plena implementación a través de procesos de formación integral, los cuales aporten a la adquisición de herramientas que permitan identificar las desigualdades de género y elaborar estrategias para su erradicación.

Busca transmitir herramientas y (de)construir sentidos comunes, que cuestionen la desigualdad y la discriminación, y transformen las prácticas concretas de cada cosa que hacemos, cada trámite, cada intervención, cada proyecto de ley y, en definitiva, cada una de las políticas públicas. Se trata de una oportunidad para jerarquizar la formación y ponerla al servicio del diseño de políticas públicas con perspectiva de género en clave transversal, es decir, en todo el Estado.

Fue promulgada el 10 de enero de 2019 y a un año de su vigencia, el presidente de la Nación, Alberto Fernández, y las máximas autoridades del Poder Ejecutivo Nacional se capacitaron en los términos de esta ley. Adhirieron todas las provincias y aproximadamente 500 municipios.

“Estamos trabajando en articulación con todos los organismos alcanzados por la ley en coordinar contenidos, metodología y procedimientos de evaluación y seguimiento del impacto de su implementación en cada Ministerio y dependencia del Estado argentino”, remarcan desde el Ministerio.

Por qué es necesaria

La violencia de género es una problemática social que debe encararse desde diferentes campos.

Al ser abordada desde distintos sectores y/o ámbitos se puede lograr una mayor comprensión de esta problemática que, si bien es visible el daño que provoca en mujeres y niñas, la base está en la desigualdad estructural entre mujeres y varones que afecta a toda la comunidad.

Es por eso que, al conocer y tener los recursos básicos ante una situación de este estilo se puede actuar y abordar de manera inmediata.

Cabe resaltar que, estas capacitaciones son en el marco de la Ley Micaela que fue promulgada en el mes de enero de 2019 donde se estableció la capacitación obligatoria en la temática de género y violencia contra las mujeres para todas las personas que se desempeñen en la función pública en todos sus niveles y jerarquías en los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial de la Nación.

Por esto, desde el Gobierno de Santa Cruz, mediante el Ministerio de Seguridad, se continuará trabajando en esta problemática social con información para prevenir y generar herramientas que ayuden a combatir dicha situación.

Temas
COMENTÁ