Juicio

Condena por lesiones leves agravadas por el uso de arma de fuego en Esquel

El acusado reconoció su responsabilidad y fue condenado por lesiones leves agravadas por el uso de arma de fuego en Esquel.

Condena de 16 meses de prisión en suspenso.
Condena de 16 meses de prisión en suspenso.
COMPARTÍ ESTA NOTA

Alan Gabriel Ortiz reconoció su responsabilidad y fue declarado autor penalmente responsable del delito de lesiones leves agravadas por el uso de arma de fuego. Por este hecho se le impuso la pena de 16 meses de prisión en suspenso, reglas de conducta, accesorias legales y costas.

El 6 de diciembre de 2020 a las 09:10 hs aproximadamente, en proximidades de las calles Intendente Catena y Lezana, Ortiz caminaba con 3 jóvenes cuando se encontró con otros 2. Los interceptó y le dijo a uno de ellos “como la quería hacer, si quería pelear o cagarlo a tiros”, al tiempo que le indicó a uno de sus acompañantes “que le pase el fierro”. Este le entregó un arma de fuego que llevaba en una mochila, presumiblemente un revólver calibre 22 corto, y con la misma procedió a efectuar un disparo. A raíz de ello, la víctima sufrió un orificio de herida de bala en región occipital derecha, con un tiempo de incapacidad de 15 a 20 días, calificadas legalmente como lesiones leves.

Los testigos sostienen que los disparos fueron “al boleo, al aire, a lo tonto”.

Para acceder al acuerdo de juicio abreviado, la Fiscalía, representada en la audiencia por Cecilia Bagnato, tuvo en cuenta que el imputado no cuenta con antecedentes penales. El juez Jorge Criado, homologó el acuerdo, imponiendo por el plazo de la condena la prohibición acercarse y/o tomar contacto con la víctima, abstenerse de abusar de bebidas alcohólicas, mantener un trabajo en la medida de sus posibilidades y presentarse para control cada 6 meses.

COMENTÁ