Basquet

Hispano Americano se quedó con el último título de la Copa Ciudad

Un partido quedaba pendiente en la temporada. Este, el de la final de la Copa Ciudad de la categoría Primera Femenina. El mismo debía haberse disputado el pasado domingo, sin embargo, los organizadores del certamen, la gente de la Dirección de Deportes de Río Gallegos, decidió dar marcha atrás a lo programado.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Lo que hizo entonces, fue suspender el cotejo con el argumento de que estaba fuera de la hora permitida para los eventos deportivos durante la semana del festejo del 136 aniversario de la ciudad. Al parecer, por pedido de la propia intendencia, no podía haber ninguna actividad después de las 21:30. Esto como alentar a la gente a que se acerque a ver los shows musicales en el Boxing Club. El partido tenía fecha y horario confirmado desde hacías varios días. Sin embargo, fue el mismo domingo que los organizadores se percataron y tomaron cartas en el asunto, suspendiéndolo. La final pasó entonces para el pasado jueves. Se jugó de una vez. Fue en el gimnasio municipal “Lucho” Fernández que tuvo lugar la misma. De nuevo se enfrentaron Hispano Americano y San Miguel. En esta ocasión fue el equipo Bordó, que dirige Alfredo Murno, entre los tantos que tuvo el Santo este año.

El primer tiempo fue parejo. En el tercer cuarto, el Celeste arrancó mejor y logró no sólo pasar al frente en el marcador sino también despegarse en el mismo. Lo último fue todo a pedir del equipo de Germán Juárez. Este se impuso finalmente por 43 a 25. Las hispanistas cerraron así la temporada perfecta. En Primera Femenino ganaron los tres torneos que disputaron, el Preparación y el Oficial de Li.Ba.R. y ahora la Copa Ciudad.

 

El campeón sin corona

A lo largo de todo este certamen, la dinámica impuesta fue siempre la misma. Era jugar una final y, al terminar, premiar a los protagonistas de la misma. Así pasó desde la categoría U-13 hasta Maxi. Esta vez, acabado el encuentro no había qué entregar. Tampoco quién pudiera hacerlo. La gente de la Dirección de Deportes Municipal pegó el faltazo. El campeón se fue entonces con las manos vacías. Quedó pendiente la premiación. Tal vez ya, para el año próximo. 

COMENTÁ