Apuntes ciudadanos

Cartas Orgánicas y las viviendas

Por Alejandro Rojo Vivot (1)

En Argentina, como en muchos otros países, el déficit habitacional está fuertemente arraigado tanto en áreas rurales como urbanas.
En Argentina, como en muchos otros países, el déficit habitacional está fuertemente arraigado tanto en áreas rurales como urbanas.
COMPARTÍ ESTA NOTA

“Les corresponde a los órganos de gobierno municipal: 1- Planificar el desarrollo urbano atendiendo a las necesidades cotidianas de los vecinos y a la integración de las diferentes actividades que forman parte del quehacer ciudadano. (…) 6- Instrumentar planes y acciones tendientes a preservar e incrementar las áreas forestales de la Ciudad. 7- Promover, planificar y ejecutar políticas habitacionales en el marco de los planes urbanos y sociales. Coordinar programas con la Nación, Provincia y otros organismos públicos o privados. 8- Prever e instrumentar mecanismos que permitan disponer de tierras para realizar planes, programas y proyectos urbanos”. (2)

Carta Orgánica de Arroyito, Provincia de Córdoba (1998)

 

La Carta Orgánica Municipal de Arroyito, Córdoba, habilita al Ejecutivo a proyectar políticas habitacionales en el marco de planes urbanos y sociales.

 

 

Argentina como Estado independiente, federal y democrático, desde sus inicios, acusa un enorme y extendido déficit habitacional, siendo su solución una de las más reiteradas promesas electorales incumplidas; si no hubieran sucedido hace años que todo habitante viviría dignamente y el ambiente tendría mucho mejores condiciones.

Son millones de personas que viven en situaciones de gran vulnerabilidad económica y social, en viviendas precarias, sin servicios básicos, en zonas inundables, lejos de sus posibles puestos laborables, agredidas ambientalmente, etcétera.

ACCIONES POSITIVAS

Algunos municipios están desarrollando políticas públicas focalizadas en este problema múltiple como, por ejemplo: “La Municipalidad de El Calafate y la Estancia Anita alcanzaron un acuerdo para la adquisición de 70 hectáreas rurales que serán incorporadas al ejido urbano con el objetivo de urbanizarlas.

El Intendente Javier Belloni notificó la decisión a los concejales del oficialismo, quienes deberán ratificar mediante ordenanza el acuerdo alcanzado por el Ejecutivo.

La inversión alcanzaría cerca de $ 15 millones y permitiría obtener unos 600 terrenos de aproximadamente 600 m2. La intención del Ejecutivo es avanzar en la adjudicación en venta a quienes tienen carpetas de solicitud desde el año 2019”. (3)

ALGÚN DETALLE

Un sector de la población, por su nivel de generación de ingresos económicos puede, en el mediano o largo plazo, acceder a una vivienda propia digna eligiendo dónde y cómo desarrollar su vida; otra parte de los habitantes logrará alquilar siempre y cuando su situación laboral no se deteriore en un contexto histórico de poca previsibilidad y con periódicos ensayos económicos más parecidos a aventuras, que terminan en profundas crisis perjudicando sobre todo a los socialmente más débiles.

En general, en las últimas décadas, las graves crisis políticas siempre se han resuelto dentro de la institucionalidad democrática: adelantando las elecciones, con cinco presidentes en una semana; teniendo en cuenta además los hechos violentos que inclusive generaron muertos, perjuicios económicos, delitos a la propiedad privada y al patrimonio público, etcétera.

Además, parte de la oferta de viviendas particulares tienen origen en la construcción específica para la venta y en otros casos para alquiler que logran una renta a los propietarios; también mediante cooperativas y otros tipos de asociaciones como mutuales para la adquisición de los materiales en forma grupal, etcétera.

Es dable recordar que, aún en el Siglo XXI, hay regímenes políticos que incluyen viviendas colectivas, únicamente de propiedad del Estado o comunitarias.

Además, las viviendas generan fondos privados destinados a los recursos públicos, mediante el pago de tasas municipales e impuestos provinciales y nacionales, en forma directa o indirecta; también es necesario destacar la alta incidencia positiva en las ofertas laborales directas e indirectas a través de la adquisición de insumos, empleo de transportes, etcétera.

 

SIGLO XXI

En Argentina, como en muchos otros países, el déficit habitacional está fuertemente arraigado tanto en áreas rurales como urbanas.

Asimismo, al respecto, son características las promesas electorales que a veces se incumplen o lo hacen mínimamente.

Las constantes altas tasas de individuos que no trabajan en forma regular acrecienta la brecha del déficit habitacional. En este sentido todavía son importantes las políticas asistencialistas y no así las focalizadas en los emprendimientos laborales de los desempleados.

Además, la falta de inversión en infraestructura básica contribuye a limitar la edificación de viviendas o a generar mayores costes más el impacto negativo ambiental.

 

ES POSIBLE

Las cartas orgánicas, en cada ciudad, son alternativas de gran valor para favorecer la participación ciudadana en el análisis, reflexión y accionar de forma integral, contribuyendo a acrecentar eficientemente alternativas de desarrollo sustentable incluyendo el resguardo ambiental.

Las políticas gubernamentales y la legislación meramente de corto plazo, reiteradas durante décadas, sin o poca verificación de los procedimientos, como del seguimiento de las acciones realizadas, provocan, entre otras cuestiones, sistemas de difícil sostenimiento pues, indudablemente, las brechas se acentúan. A las pruebas nos remitimos.

También, las cartas orgánicas, redactadas participativamente, son oportunidades institucionales para la fijación expresa de políticas públicas eficientes, que trasciendan las gestiones, verificables y revisables en períodos previstos, que propendan al bien común.

Insistimos, lo precario de las viviendas y la nula o deficiente infraestructura incide notablemente en lo ambiental degradándolo.

 

ASÍ MISMO

Hace un siglo que en Argentina se emplean fondos aportados por los contribuyentes para, insuficiente e ineficientemente, achicar la brecha de las demandas insatisfechas de viviendas dignas, sumado el entorno, y las ofertas casi siempre son elevados valores de los metros cuadrados habitables y los correspondientes servicios básicos.

Las altas y permanentes tasas inflacionarias, producto de medidas gubernamentales, complejiza aún más las posibilidades del acceso a la vivienda por esfuerzo propio o a través soluciones habitacionales con financiamiento público.

Las cartas orgánicas, asiduamente, incluyen ambos aspectos: vivienda y ambiente, aunque casi siempre en capítulos distintos sin ninguna relación entre sí, aunque solamente con caminar unas cuadras a simple vista es fácil observar la estrecha interdependencia de ambas, como de otras cuestiones urbanas principales.

Las redacciones de las normas en forma participativa ciudadana, sin reemplazar a los elegidos expresamente para cumplir cabalmente con la tareas legislativas, acrecientan el efectivo cumplimiento posterior.

 

NOTAS Y REFERENCIAS

1) Asesor Externo de la Asociación Ambiente Sur.

2) Convención Constituyente. Carta Orgánica. Artículo 25°. Arroyito, Provincia de Córdoba, Argentina. 15 de septiembre de 1998.

3) Anónimo. Municipio acordó la compra de tierras privadas para urbanizar. Ahora Calafate. El Calafate, Provincia de Santa Cruz, Argentina. 10 de noviembre de 2021.

 

www.ambientesur.org.ar

[email protected]

Facebook: Asociación Ambiente Sur

Vos también podés sumar tu apoyo y colaborar con nuestro proyecto. Ingresá a este link: https://www.ambientesur.org.ar/colabora

COMENTÁ