En Chubut

Salud destacó el descenso histórico de la tasa de embarazos adolescentes

“Esto implica un logro provincial verdaderamente histórico, porque el embarazo adolescente es el que conlleva mayor riesgo de nacimiento prematuro, con todas las complicaciones que esto implica”, señaló la directora provincial de Maternidad, Infancia y Adolescencia, Devora Flores Sahagún.

Equipo de Salud.
COMPARTÍ ESTA NOTA

La directora provincial de Maternidad, Infancia y Adolescencia del Ministerio de Salud del Chubut, Devora Flores Sahagún, resaltó el descenso histórico en la tasa de embarazos adolescentes que se obtuvo en la medición de 2018, así como también la significativa disminución de los índices de mortalidad materno-infantil que se ha registrado en la provincia desde 2008, fecha en la cual la cartera sanitaria comenzó a implementar la Estrategia de Regionalización de la Atención Perinatal.

“Estamos abocados a una política pública tendiente a la reducción de las tasas de mortalidad infantil, mortalidad materna y embarazo adolescente, a través de la implementación de distintas estrategias sanitarias concretas, entre las cuales se destaca la Regionalización de la Atención Perinatal”, señaló Flores Sahagún.

Y agregó: “Comenzamos a aplicar esta política en el año 2008, y si hacemos una evaluación comparativa entre la situación actual y la situación existente al momento de iniciar el trabajo, vemos claramente que ha tenido resultados positivos, porque la tendencia es al descenso de los índices de mortalidad infantil y la mortalidad materna”.

Embarazo adolescente. “En el año 2017 la provincia tuvo la tasa de mortalidad infantil más baja de todo el país”, aseguró la directora provincial de Maternidad, Infancia y Adolescencia, quien además resaltó que “hemos logrado reducir significativamente los índices de embarazo adolescente en toda la provincia. Esto implica un logro provincial verdaderamente histórico, porque el embarazo adolescente es el que conlleva mayor riesgo de nacimiento prematuro, con todas las complicaciones que esto implica”.

Consultada al respecto, la referente provincial explicó que en 2008 la tasa de embarazo en adolescentes menores de 15 años era de 0,53%, mientras que en 2018 fue de 0,24%. Este descenso se percibe también en el índice de embarazos de las adolescentes comprendidas entre los 15 y 19 años, que pasó de una prevalencia de 15,7% en el año 2008 a un 9,9% según el último registro.

Finalmente, la directora de Maternidad, Infancia y Adolescencia concluyó afirmando que “es importante tener en cuenta que a la hora de evaluar las políticas públicas no podemos hacerlo desde una mirada anual, sino desde una perspectiva más amplia que analice períodos más abarcativos”.


COMENTARIOS